Una mujer de Glasgow, Escocia, grabó a su perro luego de que éste ingiriera un cigarrillo de marihuana justo antes de pasearlo. Chloe O'Neill publicó el video en su cuenta de Twitter y recibió cientos de retuits y respuestas, la mayoría de ellas, haciendo referencia al estado en que se encontraba la desorientada mascota.

Gunnar, tal es el nombre del canino de la raza braco de Weimar, tomó por accidente las drogas en un descuido de su dueña, según relató la mujer. "No todos los días tu perro está drogado porque comió un cigarrillo de marihuana y es llevado a la veterinaria", señaló la mujer en su tuit.

A Gunnar, de un año, puede vérselo con los ojos cristalizados y tambaleante. Apenas logra sostenerse en pie. "¿Estás bien?", es la pregunta que le hace O'Neill mientras se lo nota visiblemente desorientado.

Entre los mensajes que recibió Chloe, figuran diferentes reacciones. Algunos le reprochan no haber tenido más cuidado con su mascota y dicen que es una vergüenza que lo exponga de forma graciosa. Otros le preguntan si el perro está bien. Mientras que algunos pocos cuentan experiencias parecidas.

La joven de Glasgow tiene otro perro más… que parece ser tan travieso como su amigo. Es un setter llamado Ruben.

LEA MÁS: