Así organizaron el operativo para capturar a ‘El Chapo’ Guzmán por primera vez

Jorge Carrillo Olea fue uno de los funcionarios mexicanos que se adjudica la primera captura de ‘El Señor de la Montaña’

Compartir
Compartir articulo
'El Chapo' Guzmán tras su captura en 1993 (Infabae)
'El Chapo' Guzmán tras su captura en 1993 (Infabae)

Aunque la captura de Guzmán Loera se registró en Guatemala, desde que salió de Guadalajara las autoridades ya lo tenían vigilado, pero hasta que salió del país, fue cuando solicitaron ayuda a los centroamericanos, siendo en El Salvador, donde fue sorprendido, pero solo fue el susto y se regresó.

Fue en el país vecino del sur, donde se logró su aprehensión por parte de las autoridades guatemaltecas, quienes lo entregaron de forma inmediata a México, al brincarse los trámites de extradición como ya es costumbre.

Las autoridades mexicanas solicitaron la intervención de la presencia de un 727, un pelotón de fusileros, así como que el comandante de la zona militar en Chiapas atendiera la orden.

La lujosa cena de 'El Chapo' Guzmán antes de fugarse de Puente Grande (Infobae)
La lujosa cena de 'El Chapo' Guzmán antes de fugarse de Puente Grande (Infobae)

“Aun en pijama y desde la cama, Carrillo Olea se comunicó con Antonio, secretario de la Defensa Nacional, ‘llamo para molestarle con algo bastante extraño, si usted tiene la menor duda, por favor llame al señor presidente’, le dijo Carrillo Olea, ‘¿pues de qué se trata?’, preguntó inquieto, ‘necesito, mi general, un 727, un pelotón de fusileros, y que el comandante de la zona militar en Chiapas, me haga el favor de escuchar lo que yo le pida y lo cumpla?’, ‘¿tan delicado es?’, ‘sí, mi general y perdóneme que no le pueda dar todavía mayor explicación’, ‘no tenga usted cuidado, así lo vamos a hacer’, aseguró el secretario, Jorge Carrillo Olea llegó a las 05:35 de la mañana a la plataforma militar en el aeropuerto de Ciudad de México, ahí ya estaban los paracaidistas, después apareció Guillermo Álvarez Nara con dos o tres personas más”, se lee en el libro de Anabel Hernández, ‘Los Señores del narco’.

Fue el mismo Jorge Carrillo Olea, quien habló con el titular de la Sedena para que lo apoyara con un grupo de soldados, sin especificarle que es lo que harían, fue hasta llegar a Chiapas, cuando se dio cuenta de la magnitud de detenido, quien para aquellas fechas no era tan popular, pero de la misma forma era un duro golpe para el Cártel de Guadalajara.

Guzmán Loera fue capturado en 1993 y enviado a Puente Grande en 1995. (Especial/Departamento de Estado de EEUU)
Guzmán Loera fue capturado en 1993 y enviado a Puente Grande en 1995. (Especial/Departamento de Estado de EEUU)

“Varias horas después, ambos tendrían en su poder a Joaquín Guzmán Loera, cuando vio a ‘El Chapo’ amarrado en la cajuela de la pick up, Carrillo Olea sintió lástima y pena, después de todo se trataba de un ser humano recuerda, Guzmán Loera estaba encapuchado, el cuerpo de paracaidistas lo cargó y lo metió en uno de los vehículos del Ejército Mexicano, ‘capitán, muchas gracias’, dijo Carrillo Olea, dándole un abrazo al militar guatemalteco”, narra la periodista Anabel Hernández.

Carrillo Olea estuvo dialogando con el Ejército Guatemalteco, quienes hicieron entrega del joven narcotraficante, quien fue trasladado a la Ciudad de México, donde fue presentado en el entonces Penal de La Palma y de ahí ser enviado a Puente Grande, donde estuvo por más de 8 años, hasta su fuga en 2001.