Sumar reprocha a ERC que proponga un cupo catalán en precampaña y no cuando negociaban los presupuestos con el PSC

Compartir
Compartir articulo
infobae

El portavoz de Sumar en el Congreso, Iñigo Errejón, ha reprochado a ERC que haya propuesto poner en marcha un concierto económico catalán como el que tiene el País Vasco en la precampaña de las elecciones del 12 de mayo y no "hace dos semanas, cuando estaban tramitando los presupuestos con el PSC". Además, ha recordado que iniciativa "ya la hizo Artur Mas", que no fue capaz de recabar apoyo o de llegar a un acuerdo con el Gobierno estatal. Así lo ha afirmado en una entrevista en Radio Euskadi, recogida por Europa Press, en la que ha señalado que los de Pere Aragonès han "sacado del cajón ahora, en tiempo de descuento" la iniciativa, y no cuando se negociaban las cuentas de la Generalitat, que decayeron porque las partes no se pusieron de acuerdo sobre la inclusión o no en las mismas del complejo turístico Hard Rock de Tarragona. En todo caso, Errejón ha indicado que "hay una discusión pendiente" en España sobre un modelo de financiación que resuelva las asimetrías entre comunidades y lleve a cabo una distribución "justa" de la financiación que permite que los ciudadanos tengan "servicios públicos dignos en todos los territorios". "Es una reforma que está pendiente, que se tiene que abordar, y que yo creo que se debería poder abordar en esta legislatura", ha agregado, remachando que habrá que esperar a que voten los catalanes y se forme un nuevo Govern para empezar las negociaciones sobre financiación. ARGUMENTO DE CAMPAÑA ELECTORAL Por su parte, el portavoz parlamentario de IU y diputado de Sumar, Enrique Santiago, también ha manifestado en declaraciones a RNE, recogidas por Europa Press, que la propuesta de ERC se hace en el marco del adelanto de los comicios en Cataluña y, en consecuencia, lo enmarca en un "argumento de campaña electoral". De todas formas, ha insistido en que es "legítimo" plantear esta propuesta de que Cataluña recaude el 100% de los impuestos y que es plenamente constitucional, al recordar que un modelo similar se da en el País Vasco aunque también entran en el caso de Euskadi sus "marcos forales". "Yo, personalmente, no tengo ningún problema en que la administración que tenga el mecanismo más eficiente para recaudar recaude (...) El asunto luego es el reparto entre las distintas administraciones de lo recaudado en función de la naturaleza de los impuestos", ha insistido para agregar, acto seguido, que en España las leyes marcan claramente que determinados impuestos tienen carácter finalista y deben utilizarse a financiar determinados servicios. Por tanto, ha proclamado que de aplicarse no se rompería en absoluto la igualdad en España porque el problema no es la recaudación, sino que la clave es la "distribución" de esos recursos entre la administración central, autonómica y local. "Está clarísimo que no hay ninguna administración con capacidad de recaudar que se apropie todo lo recaudado si las leyes obligan a que se establezcan las compensaciones. Ahí está el sistema, por ejemplo, del cupo vasco", ha agregado para apuntar que, a su juicio, es necesario revisar el sistema de financiación autonómica. Las declaraciones de ambos dirigentes tienen lugar después de que la Generalitat haya propuesto que Cataluña recaude el 100% de los impuestos que se pagan en su territorio, con un mecanismo de solidaridad interterritorial que prevé una transferencia al Estado y un fondo de reequilibrio territorial.