El director de la Guardia Civil se reúne con mandos en Sevilla y abre información reservada tras el atropello mortal

Compartir
Compartir articulo
infobae

El director general de la Guardia Civil, Leonardo Marcos, se ha reunido este martes en Sevilla con mandos del cuerpo y ha anunciado que se ha abierto una información reservada para evaluar el dispositivo en el que un camionero ha atropellado mortalmente a seis personas, entre ellos dos agentes que formaban parte de un control de tráfico en la AP-4 a la altura de Los Palacios. La información reservada se ha abierto siguiendo los procedimientos internos y para realizar una "evaluación preceptiva por parte del servicio de riesgos laborales", al margen de la investigación judicial por la que este mismo martes se ha dictado el ingreso en prisión del conductor del camión, según ha informado la Guardia Civil. Fruto de este suceso han resultado fallecidas seis personas, dos de ellas un cabo y un guardia civil pertenecientes al Grupo de Acción Rápida (GAR). Otros tres miembros del cuerpo han resultado heridos de diversa consideración y están siendo atendidos en diferentes hospitales. El director se ha reunido en Sevilla con agentes del GAR y sus familiares, a los que ha transmitido sus condolencias y las de toda la familia de la Guardia Civil. También ha hecho lo propio con mandos de la capital andaluza para realizar una primera evaluación de lo sucedido y conocer los detalles de este trágico suceso de primera mano. Leonardo Marcos ha estado acompañado por el delegado del Gobierno en Andalucía, Pedro Fernández; el subdelegado del Gobierno en Sevilla, Francisco Toscano; y el director adjunto operativo, el teniente general Manuel Llamas. El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número uno de Utrera (Sevilla), en funciones de guardia, ha ordenado a petición de la Fiscalía el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza del conductor del camión implicado en el atropello en la AP-4. Se le atribuyen seis presuntos delitos de homicidio por imprudencia y tres delitos de lesiones graves por imprudencia. El camionero, de 59 años, nacionalidad española y sin antecedentes, ha dado resultado negativo en las pruebas de alcohol y drogas. Transportaba un cargamento de tomates entre La Línea de la Concepción (Cádiz) y Guarromán (Jaén). Según ha informado la Guardia Civil, los dos agentes fallecidos son el cabo primero Eneko Lira, de 36 años, y Juan Jesús López, de 34 años. El primero de ellos era natural de Barakaldo (Vizcaya) e ingresó en la Guardia Civil en 2015. Pertenecía a la Unidad de Acción Rural desde el año pasado. Había estado destinado en Baleares y Guipúzcoa. Contaba con la Cruz con distintivo blanco de la Orden del Mérito de la Guardia Civil y la Medalla OTAN, entre otras condecoraciones. El guardia civil Juan Jesús López, por su parte, era natural de Almería. Ingresó en el cuerpo en 2019 y pertenecía a la Unidad de Acción Rural desde el año pasado. Antes había ocupado destino en Menorca.