Covite: Ser víctimas de la paz es ver la metamorfosis de los terroristas en políticos

Compartir
Compartir articulo

San Sebastián, 28 oct (EFE).- La presidenta de Covite, Consuelo Ordóñez, ha asegurado que las víctimas del terrorismo siguen siendo "víctimas de la paz" porque serlo "es también ser testigos de la metamorfosis de los terroristas en flamantes políticos".

Ordóñez ha hecho esta afirmación en el acto de entrega del XXII Premio Internacional Covite a la asociación de víctimas del terrorismo de Irlanda del Norte SEFF (South East Fermanagh Foundation), otorgado en el año en el que se celebra el 25 aniversario del Acuerdo de Viernes Santo que puso fin al conflicto en esa región.

Esta organización, que nació en 1998 al igual que Covite, recibe el galardón porque las víctimas de Irlanda del Norte "pagaron el precio de la paz" con el acuerdo suscrito en Belfast entre los gobiernos británico e irlandés.

"Son las víctimas inocentes quienes han pagado ese precio y lo han hecho con la impunidad de quienes atentaron contra ellas", ha señalado Ordóñez, que ha destacado que la "condena de todos los terrorismos" es otra de las "señas de identidad" que comparten la SEFF, la cual tampoco admite como asociados a personas "que se tomaron la justicia por su mano".

Ha recordado que Covite y la SEFF conmemoran asimismo su 25 aniversario, y que ambas se constituyeron para reclamar verdad y justicia hacia las víctimas frente a quienes les exigían ser "generosas y pasar página".

"Covite y SEFF estamos trabajando conjuntamente para recordar a la sociedad irlandesa y a la vasca que merecemos una paz con justicia y con verdad, pese a que la paz sea lo mejor que ha pasado en los últimos años en ambas sociedades", ha recalcado Ordóñez.

Ha criticado el "manto de impunidad" que, en su opinión, se ha extendido sobre "los que diseñaron y engrasaron la maquinaria de terror y violencia física y moral" en Euskadi, a quienes "no se les pasa ninguna factura política y electoral".

La presidenta de Covite ha subrayado que, en cambio, las víctimas tienen que soportar "mensajes de paz y convivencia de quienes la rompieron".

"Dicen a las víctimas cuando somos buenas víctimas o no, o cuando contribuimos o no a la convivencia. De ninguna manera debemos la paz a quienes cometieron y justificaron los asesinatos, de quienes no recibimos nunca una palabra de aliento", ha subrayado.

El XXII Premio Covite lo han recibido este sábado, en un acto celebrado en el Palacio Miramar de San Sebastián, el director de la SEFF, Kenneth Ross Donaldson, y el miembro de esta asociación Peter Michael Murtagh.

Donaldson ha explicado que su asociación cuenta con 3.200 miembros y es una de los 24 grupos que han creado una organización "paraguas" de la que forman parte 15.000 "víctimas inocentes y supervivientes de los 'troubles'", gente de "diferentes etnias y confesiones religiosas a las que unen valores como la inviolabilidad de la vida humana".

Ha hablado del "dolor sufrido" en este último cuarto de siglo, entre otras razones, por la excarcelación de la gran mayoría los condenados por delitos terroristas, independientemente de la gravedad del crimen cometido.

"Estamos mejor, pero no como querríamos, vivimos tolerando una convivencia pacífica, pero no estamos en una situación de equilibrio, la convivencia podría ser mucho mejor. La víctimas fueron el daño colateral del terrorismo y también de estos 25 años de paz", ha destacado.

Ha añadido que en Irlanda del Norte "hay narrativas distorsionadas". "No ha habido un único relato que se haya aceptado, el nuestro sobre la no legitimidad de la violencia creemos que es el correcto. Ha habido un enaltecimiento del terrorismo sistémico, hay estadios que llevan el nombre de los terroristas, canciones, libros, memoriales que siguen ahí. Es muy doloroso ver la manifestación del terror ante nuestros ojos", ha resaltado.

Al acto han asistido, entre otros, el delegado del Gobierno en Euskadi, Denis Itxaso, el viceconsejero vasco de Derechos Humanos, Memoria y Cooperación, José Antonio Rodríguez Ranz, además de representantes del PSE-EE y PP.

Entre los galardonados con el premio Covite se encuentran el filósofo Fernando Savater, los escritores Fernando Aramburu y Raúl Guerra Garrido, el sacerdote Alfredo Tamayo, el periodista José María Calleja, así como Florencio Domínguez, Rogelio Alonso y Marcos García Rey, autores del libro "Vidas Rotas. Historia de los hombres, mujeres y niños víctimas de ETA". EFE

ab/bal

(foto)