Reportan incendio en inmediaciones de campo petrolero de Arauca, tras un atentado del ELN en contra el Ejército

Durante la noche del lunes los organismos de emergencia trabajaban para extinguir una conflagración en Caño Limón, luego de un ataque en contra de los militares que resultaron ilesos

Compartir
Compartir articulo
Un incendio se produjo en las inmediaciones de Caño Limón-Coveñas tras un atentado del ELN contra el Ejército. (Archivo Infobae)

Una grave emergencia se reportó en la noche del lunes 13 de febrero, luego de que presuntos integrantes del Ejército de Liberación Nacional (ELN) atentaran contra miembros del Ejército en zona rural de Saravena (Arauca) que tuvo como consecuencia una fuerte conflagración en la vereda El Consuelo.

Los insurgentes habrían atacado a los militares con artefactos explosivos cuando custodiaban el oleoducto de Caño Limón-Coveñas, aunque ninguno de ellos habría resultado con heridas de gravedad tras el ataque, en medio de una oleada de hostigamientos armados que han ocurrido en las últimas dos semanas en esa zona del oriente del país, informaron en la emisora La W Radio.

El incendio ocurrió justo después de que se escuchara una fuerte explosión, por lo que al lugar llegaron bomberos del departamento que trabajan para extinguir las llamas, para evitar que se extiendan hasta las fincas que hay en inmediaciones del lugar, aseguraron en la fan page de Facebook de información regional Noticias Piedemonte.

“Cenit y Ecopetrol rechazan estas acciones ilícitas y hacen un llamado para que cesen estos delitos contra la infraestructura que ponen en riesgo la integridad de las personas, generan graves consecuencias al medio ambiente y afectan las actividades de las comunidades y de la industria petrolera”, citaron en La W Radio de un comunicado de las compañías petroleras.

Este es un nuevo ataque que se reporta en el departamento petrolero luego de que el pasado viernes 10 de febrero se reportara otro ataque contra la infraestructura del oleoducto que provocó un problema de caída de presión del hidrocarburo en el tramo Banadía-Samoré, señalaron en Caracol Radio.

La oleada de ataques en contra de la infraestructura petrolera en Arauca y las amenazas que está perpetrando el ELN a los trabajadores en el Campo Capachos, ha provocado también que se incremente el precio del gas licuado de petroleo (GLP) en ese departamento ya que tuvieron que parar las operaciones y abastecerse desde campos en Casanare, reseñaron en el diario económico La República.

“Este campo de hidrocarburos abastece 80% de la demanda de Gas LP para el departamento de Arauca”, refirieron en ese medio de comunicación de las declaraciones de Alejandro Martínez Villegas, presidente de la Asociación Colombiana del GLP (Gasnova).

El líder gremial solicitó apoyo del gobierno Nacional para que intervenga la fuerza pública en la zona y se puedan restablecer las actividades de producción de hidrocarburos.

Y es que el grupo insurgente, desde que inició esta semana, sostiene enfrentamientos con disidencias de las FARC en zona rural de Tame que ha provocado confinamientos forzados para la población civil, que teme quedar en medio de los intercambios de disparos entre los grupos al margen de la ley que ha provocado que en la zona se apilen los cuerpos sin vida de los combatientes, señalaron en La FM.

Precisamente, desde la Defensoría del Pueblo hicieron un llamado para que las autoridades protejan a la población ante la complicada situación de orden público.

“La violencia en Arauca no solo afecta a los habitantes en zonas rurales alejadas, también golpea las ciudades y la economía. Es imperioso que se frene el accionar de los grupos armados ilegales en este departamento, de por sí ya tan golpeado por la violencia y el escalamiento del conflicto y se permita el desarrollo social y económico de los araucanos”, afirmó Carlos Camargo, Defensor del Pueblo.

Seguir leyendo: