Avanza el juicio político a Donald Trump: el Comité Judicial anunció la fecha de su primera sesión

En paralelo, el Comité de Inteligencia prepara un informe para argumentar por qué, a su criterio, el Presidente debe ser removido de su puesto

Foto: REUTERS/Jonathan Ernst
Foto: REUTERS/Jonathan Ernst

El proceso de juicio político -impeachment, en inglés- entró en una nueva etapa. Luego de que el Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes concluyera su etapa de audiencias, su homólogo Judicial se dispone a hacer lo propio, y este martes anunció que su primera reunión tendrá lugar el próximo 4 de diciembre.

Este órgano, presidido por el demócrata Jerrold Nadler, es el que tiene la potestad de recomendar que se eleven cargos contra el Presidente. Si una mayoría vota a favor de hacerlo, luego el pleno de la Cámara Baja -de mayoría demócrata- votará para enviar el caso al Senado, que efectivamente determinará si remover -o no- al jefe de Estado.

No obstante, el Comité de Inteligencia todavía tiene la potestad llamar más testigos o encarar otras vías de investigación más allá de un enfoque central: si Trump intentó usar su cargo para obligar a Ucrania a anunciar una investigación con motivación política.

“La investigación no va a terminar”, dijo el presidente del Comité, Adam Schiff, el domingo en “State of the Union” de CNN. Sin embargo, reconoció que “hay un sentido de urgencia” para redactar rápidamente un informe para el Comité Judicial –el cual comenzaría cualquier juicio político formal– para que todo el proceso pueda concluir antes de que comiencen las campañas presidenciales de 2020.

Foto de archivo. El congresista estadounidense Adam Schiff participa en una sesión de una comisión de Inteligencia de la Cámara de Representantes, 21 de noviembre de 2019
Foto de archivo. El congresista estadounidense Adam Schiff participa en una sesión de una comisión de Inteligencia de la Cámara de Representantes, 21 de noviembre de 2019

De hecho, un fallo emitido el lunes dictaminó que los principales asesores del presidente Donald Trump deben cumplir con las citaciones emitidas en el marco de la investigación. En un caso que involucró al exabogado de la Casa Blanca, Don McGahn, quien fue citado en mayo por el Comité Judicial de la Cámara, el juez Ketanji Jackson dictaminó que los altos funcionarios de la administración no pueden reclamar inmunidad absoluta de testificar en base a su cercanía con el mandatario estadounidense.

Si bien Jackson dictaminó específicamente sobre el caso de McGahn, expresó que tenía una amplia aplicación para todos los asistentes presidenciales actuales y los anteriores en funciones. Varios altos funcionarios vinculados a Trump han evadido los pedidos de presentarse en el Congreso para prestar testimonio.

El Presidente se expresó acerca del asunto el lunes: indicó que “le encantaría” que funcionarios de la Casa Blanca testificaran en la pesquisa, pero que no lo estaban haciendo para proteger la institución de la presidencia. El Presidente también hizo referencia al proceso en ocasión de la tradicional ceremonia del Día de Acción de Gracias, donde el jefe de Estado “perdona” pavos, el plato tradicional de la celebración estadounidense: bromeó con que los animales habían sido criados para “permanecer calmos ante cualquier circunstancia”, una característica que “será importante para ellos porque han sido citados para comparecer en el sótano de Adam Schiff el jueves”.

Trump, durante la ceremonia de perdón del pavo del Día de Acción de Gracias. REUTERS/Loren Elliott
Trump, durante la ceremonia de perdón del pavo del Día de Acción de Gracias. REUTERS/Loren Elliott

Luego de culminar con las audiencias públicas, el Comité de Inteligencia comenzó a compilar un informe para explicar por qué creen que debe llevarse a cabo el juicio político.

“La evidencia que hemos recabado hasta ahora de que el presidente procedió de manera ilegal e ímproba es clara y difícilmente refutable”, les Schiff a sus colegas el lunes en una carta. “Lo que nos falta es decidir si este comportamiento es congruente con la oficina de la Presidencia, y si ello garantiza aplicar el proceso constitucional de juicio político”. El informe podría ser dado a conocer la próxima semana.

No obstante, las posiciones de los dos partidos son antagónicas: los demócratas están listos para votar en favor de enjuiciar al presidente, mientras que los republicanos respaldan firmemente a Trump. Si el Comité Judicial vota a favor de presentar cargos, se espera que la votación en la Cámara de Representantes tenga lugar alrededor de la fecha de navidad. El eventual juicio en el Senado, donde el partido Republicano tiene mayoría, comenzaría en 2020.

Hasta ahora, la investigación no ha mermado el sólido apoyo de Trump por parte de los legisladores republicanos, ni ha causado un cambio en la opinión pública respecto a juzgar al presidente.

“No hubo evidencia directa de presión sobre el gobierno ucraniano para que realizara un determinado acto a fin de que la ayuda avanzara”, dijo el senador republicano Roger Wicker de Mississippi el domingo en NBC. “Creo que el pueblo estadounidense se está alejando de la posición demócrata sobre esto”.

Más sobre este tema:

La justicia de EEUU indicó que los funcionarios de la Casa Blanca deben cumplir con las citaciones del Congreso

Cómo es la estrategia de los demócratas para llevar adelante el juicio político a Trump

MAS NOTICIAS