El príncipe Enrique tendrá una segunda reunión con Carlos III tras su diagnóstico de cáncer

Guardar

Nuevo

infobae

Londres, 4 may (EFE).- El príncipe Enrique de Inglaterra, distanciado de la familia real británica, espera tener en Londres una segunda reunión con su padre, el rey Carlos III, desde que se revelase el pasado febrero que el monarca padece un cáncer no especificado, según revela este sábado el tabloide 'The Sun'.

El duque de Sussex viajará en los próximos días desde EE.UU., donde reside con su mujer, Meghan, y sus dos hijos, para asistir el miércoles en la catedral de San Pablo de Londres a la ceremonia de los llamados Juegos Invictus, un campeonato deportivo creado por el príncipe en el que participan militares heridos en combate.

No se espera que Meghan Markle asista a esa ceremonia en la capital británica, según pudo saber el periódico.

El pasado febrero, el hijo menor del monarca hizo un viaje relámpago a Londres para ver a su padre, con el que se reunió durante apenas 30 minutos, después de que se anunciase que Carlos III padece cáncer y de que se somete a un tratamiento oncológico.

El rey cumplió hace unos días con su primer compromiso oficial en público desde el diagnóstico, al asistir a un hospital de la capital británica donde se atiende a enfermos de cáncer.

Según 'The Sun', una fuente cercana a la familia real dijo que el príncipe Enrique "tiene muchas ganas de ver a su padre mientras continúa su recuperación y la mayoría de la gente espera otra reunión de algún tipo la próxima semana".

No obstante, no se espera que Enrique ve a su hermano, Guillermo, heredero de la corona británica, después de las críticas que hizo el duque de Sussex contra él en su libro 'En la sombra' ('Spare' en inglés), agrega el periódico.

El príncipe de Gales estará fuera de la capital la próxima semana y tiene compromisos en Cornualles, suroeste de Inglaterra.

Los duques de Sussex decidieron renunciar a sus funciones reales en enero de 2020 para iniciar una nueva vida en EE.UU.

Además del rey, la princesa de Gales, Catalina, se somete a un tratamiento oncológico preventivo tras una operación abdominal a la que fue sometida el pasado enero, cuyos detalles no han sido revelados.

Guardar

Nuevo