1-2. Pedro Neto y la llegada de Gomes castigan al Tottenham

Compartir
Compartir articulo

Redacción deportes, 17 feb (EFE).- El contragolpe letal de los Wolves decantó un duelo repleto de alternativas, decidido por la velocidad de Pedro Neto, su calidad y la visión para la asistencia al doblete de João Gomes, que premió el ejercicio de resistencia y saca al Tottenham de la 'zona Champions' de la clasificación.

El Aston Villa arrebató la cuarta plaza de la clasificación de la 'Premier' al Tottenham tras un duro golpe, ante el Wolverhampton, en su estadio. Por dominio (70% de posesión), por insistencia. Acusando la falta de claridad en los últimos metros, con hasta 15 remates y once de ellos sin encontrar puerta. Castigado al contragolpe cuando, después de igualar el partido, se sintió tan superior que se volcó por la remontada.

Es donde aparece una de las grandes virtudes de uno de esos futbolistas que deciden partidos en Inglaterra. El portugués Pedro Neto, siempre un peligro por su calidad técnica. Decisivo cuando encontró espacios para correr con libertad e inventar. Decantó un duelo igualado que pudo caer de cualquiera de los dos lados y deja a los Wolves instalados en la tranquilidad, en mitad de la tabla, con la opción de definir nuevos objetivos.

Supo frenar el peligro de Richarlison de inicio. Con los laterales con profundidad del Tottenham buscando a su 9. Esa defensa adelantada se convirtió en un filón para los Wolves. La castigaron con la velocidad de Neto y las buenas lecturas de Pablo Sarabia. El delantero español apareció siempre al espacio para acabar jugadas. Avisó con un disparo lejano, dividió el ataque para el chut de Semedo y la primera parada de mérito de Vicario.

Bien plantado defensivamente el Wolverhampton, apostó por el fútbol directo para dañar a su rival. La presencia asiática en las gradas se debía al duelo entre Son y Hwang Hee-Chan, futbolistas desequilibrantes en el uno contra uno. Y en el intercambio de golpes, tras el disparo cerca del larguero de Ben Davies y el amago de zurda con disparo de diestra de Aït-Nouri, a tres minutos del descanso llegó el primer tanto.

Era el segundo córner consecutivo para los Wolves cuando llegó la sexta asistencia de Sarabia, los bloqueos de Kilman y el salto libre de marca de João Gomes para colocar el balón en la escuadra. Imposible para Vicario que salvaba en el añadido un daño mayor al zurdazo de Sarabia.

La reacción, a base de corazón y empuje del Tottenham, encontró el premio con rapidez. A los 34 segundos de la reanudación, aliado con la falta de contundencia de Dawson al corte de la que sacó provecho Kulusevski para poner la igualada con su disparo raso.

Fue cuando el conjunto londinense se sintió tan dueño del partido que lo acabó pagando. Instalado en campo contrario, encerrando en su área hasta con ocho jugadores de campo al rival. Le costó encontrar espacios para convertir en eficiente la posesión. Apenas un testarazo arriba de Richarlison tras córner y un centro chut de Son fue el balance.

En cuanto los Wolves encontraron un respiro y el camino para superar el centro del campo, volvieron a generar peligro. Con apenas tres pases. El desplazamiento en largo a Semedo, el movimiento de Sarabia y el remate para otra gran parada de Vicario. Por el Tottenham sólo Kulusevski encontraba la manera de generar peligro, topándose con José Sá en su zurdazo a la hora de partido y con Semedo tres minutos después.

Fue cuando apareció Pedro Neto para inventar la acción que decidió el partido. Castigando un saque de esquina a favor del Tottenham, el fallo de Emerson que propició el contragolpe. La recibió en su campo, recorrió todos los metros posibles antes de sentar al rival con un recorte y habilitar a la llegada de Gomes que fusiló el tanto del triunfo.

El reemplazo de jugadores, la frescura desde el banquillo y los continuos intentos de evitar la derrota del Tottenham fueron en vano. Nunca estuvo cerca, más se rondó el tercero en una acción calcada de Neto que perdonó Bellegarde. El disparo lejano de Maddison, el derechazo de Emerson, el testarazo de Van de Ven dieron paso al desquite de Dawson para salvar el triunfo. Corrigió su error siendo decisivo en un doble disparo de Timo Werner. El primero lo sacó lanzándose, el segundo con el pecho desde el suelo.

. Ficha técnica:

1 - Tottenham: Vicario; Emerson Royal (Lo Celso, m.85), Romero, Van de Ven, Davies; Bissouma (Timo Werner, m.71), Sarr (Bentancur, m.71); Kulusevski, Maddison (Hojbjerg, m.86), Son; y Richarlison (Johnson, m.71).

2 - Wolverhampton: José Sá; Kilman, Dawson, Toti; Nélson Semedo, Lemina, João Gomes, Aït-Nouri; Sarabia (Bellegarde, m.73), Hwang (Traoré, m.88); y Pedro Neto (Doherty, m.92).

Goles: 0-1, m.42: Gomes. 1-1, m.46: Kulusevski. 1-2, m.63: Gomes.

Árbitro: Anthony Taylor. Amonestó a Gomes (66) por los visitantes.

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 25 de la Premier League disputado en el Tottenham Hotspur Stadium de Londres ante 61.532 espectadores. EFE

rmm/apa