162
162
 AP 162
AP 162

El ex wing de los All Blacks, Jonah Lomu, falleció este martes a los 40 años. El ex médico de la selección de rugby de Nueva Zelanda, John Mayhew confirmó que el jugador, quien se sometió a un trasplante de riñón en 2004, murió inesperadamente en Auckland.

"Jonah Lomu murió esta mañana (...) Fue algo totalmente inesperado, Jonah y su familia habían regresado de Reino Unido la noche pasada", declaró Mayhew al canal TV3, antes de estallar en lágrimas.

El ex integrante de los All Blacks que con sus memorables corridas se convirtió en una leyenda del rugby y la primera superestrella mundial de ese deporte, logró trascender el rugby gracias a su carisma.

Lomu, que jugó 63 partidos con los All Blacks y marcó 73 tries, dejó el rugby en el año 2002 después de disputar 73 partidos. La causa de su retiro fue un síndrome nefrótico, una enfermedad renal que le impidió seguir jugando con normalidad.

 AP 162
AP 162

El enorme wing de Nueva Zelanda dejó una marca imborrable en el mundo del rugby. El mejor momento de su carrera fue entre los mundiales de Sudáfrica 1995 y Gales 1999, en los que demostró su potencial y su capacidad física, cualidad que lo destacó por encima de la media.

Hasta la última Copa del Mundo, donde el sudafricano Bryan Habana igualó su récord, Lomu ostentaba la mayor marca de tries en un mundial. Había convertido 15 try en tan solo dos competencias mundiales.

Lomu pudo seguir en la selección mayor de Nueva Zelanda hasta el 2002. A los 27 años jugó su último encuentro y luego tuvo que abandonar por los problemas renales que padecía. Enfrentó a Los Pumas en dos oportunidades pero solo pudo marcarles un try.


La admiración de Lomu por Maradona

El ex jugador de los All Blacks era conocido como el "Maradona del rugby", apodo que siempre lo enorgulleció. "Maradona es una leyenda viviente. Lo he visto jugar, me he levantado a la madrugada para verlo en mundiales", recordaba el wing.

"Me acuerdo ver las cosas que hacía con la pelota. Yo decía que debía ser fantástico poder hacer eso. Yo pateaba la pelota y corría después de mirar cómo él se movía", destacó en una entrevista en la que dejó expuesta toda su admiración por el astro argentino.

"Pensar que me llamen el Maradona del rugby es demasiado para mí. Es uno de los elogios más grandes que me pueden hacer", afirmó.