Francisco: "Los deportistas no son mercancía"

El Papa recibió a los dirigentes del Comité Olímpico Europeo. Los previno contra la tentación de reducir el deporte a un "mero negocio" y los alentó a promover su "función educativa" entre los jóvenes

 AFP 162
AFP 162

El papa Bergoglio recibió en la Santa Sede a los delegados de los comités olímpicos europeos, reunidos en Roma para celebrar su 42ª asamblea general, y les dio un mensaje sobre la necesidad de preservar las disciplinas deportivas de los mecanismos mercantiles que las pueden desvirtuar.

"Cuando el deporte es considerado únicamente según los parámetros económicos y de conseguir la victoria a toda costa, se corre el riesgo de reducir a los atletas a una mera mercancía de la cual obtener ganancias", les dijo durante la audiencia que tuvo lugar en la Sala Clementina del Palacio Apostólico del Vaticano.

"Los mismos atletas entran en un mecanismo que los arrastra, pierden el verdadero sentido de su actividad, esa alegría de jugar que los atrajo de niños y que los empujó a hacer tantos sacrificios para convertirse en campeones", agregó el Papa.

El deporte es armonía, señaló, pero si prevalece la búsqueda desenfrenada del dinero y del éxito esa armonía se rompe. Por sus valores de amistad y lealtad, el deporte crea puentes que tienen la fuerza de unir a las personas, siempre que no se ceda a intereses de tipo mercantiles, insistió Francisco.

El deporte tiene una fuerza innata para impulsarnos hacia los demás, aunque frecuentemente fuerzas poco limpias lo arrastran en la dirección opuesta, dijo el Papa, al exaltar las luces y exponer las sombras que contaminan el mundo de la competencia, profesional o no.

"El deporte es un instrumento válido para el crecimiento integral de la persona humana, destacó. De hecho, la práctica deportiva estimula una sana superación de sí mismo y de los propios egoísmos, entrena el espíritu de sacrifico y, si está bien enfocado, favorece la lealtad en las relaciones interpersonales, la amistad, el respeto de las reglas. Es importante que todos los que se ocupan del deporte, a diferentes niveles, promuevan los valores humanos y religiosos que están en la base de una sociedad más justa y solidaria".

Pero este idealismo deportivo puede sucumbir cuando en el mundo se mulitplican los personajes que ven a los atletas como máquinas de hacer dinero, señaló también el Papa: "El deporte es armonía, pero, si prevalece la búsqueda desmesurada de dinero y de éxito, esta armonía se rompe".

La universalidad del lenguaje deportivo, siguió diciendo Bergoglio, "supera fronteras, lenguas, razas, religiones e ideologías" y "posee la capacidad de unir a las personas, favoreciendo el diálogo y la acogida". El símbolo más evidente y conocido de este "espíritu de fraternidad", señaló, es justamente el de los Juegos: los cinco anillos entrelazados de la bandera olímpica.

"Deseo alentar a las instituciones y organizaciones como la vuestra -dijo el Papa a los representantes europeos del COI-, para que propongan, especialmente a las jóvenes generaciones, itinerarios deportivos de formaicón para la paz, la convivencia y el compartir entre los pueblos. ¡Es típico de la actividad deportiva unir y no dividir! ¡Hacer puentes, no muros! Ustedes, como dirigentes olímpicos, están llamados a favorecer la función educativa del deporte. Somos todos conscientes de la gran necesidad de formar deprotistas animados por la rectitud, el rigor moral y el vivo sentido de la responsabilidad".

Esta no es la primera vez que el papa Francisco aprovecha la presencia de deportistas para advertir contra la mercantilización excesiva de esa actividad y dar un mensaje sobre los valores que deben guiarla.

Cuando recibió a los seleccionados nacionales de futbol de Argentina y de Italia, en agosto pasado, les recordó que eran un modelo "para la muchachada" y que debían "aprovecharlo para sembrar el bien". Y, a los dirigentes, les pidió trabajar para que el fútbol, "convertido en gran negocio", no pierda carácter deportivo. (ver todo el discurso)

Y a los miembros del equipo argentino de rugby, Los Pumas, que lo visitaron este viernes 22 de noviembre, les dijo: "Este deporte es una representación del equilibrio entre el grupo y el individuo ya que hay acciones en las que participa todo el equipo, como los famosos scrums y además acciones individuales".