(EFE).-

La firma Holdinmex, socio mexicano del Grupo Aeroportuario del Pacífico (GAP) en el que participan tres empresas españolas, acordó vender por u$s75 millones su parte a una controladora mexicana, informó una fuente oficial.



El representante del ministerio de Comunicaciones y Transportes, Rodolfo Salgado, precisó a EFE que Holdinmex contrató a Credit Suisse First Boston para procesar la transacción y se eligió como comprador a la compañía Controladora Mexicana de Aeropuertos, conformada por los empresarios Eduardo Sánchez Navarro y Carlos Laviada y Laura Diez-Barroso Azcárraga.



Recordó que el pasado 14 de diciembre el propio ministerio mexicano autorizó a éstos adquirir estas acciones, no sin antes "hacer una revisión minuciosa de todo su expediente" y se calculó que a finales de este mes se podrá cerrar la operación.



De igual forma, Salgado señaló que tras esta operación el gobierno mexicano podrá colocar en el mercado bursátil durante el primer semestre de este año el 85 por ciento de las acciones.



El paquete de control del 15 por ciento de las acciones, pertenece a un consorcio formado por un socio mexicano y tres españoles, mientras que el 85 por ciento restante permanece en manos del Gobierno mexicano.



De la participación extranjera un 12 por ciento son acciones pertenecientes a las empresas españolas Unión Fenosa; Dragados y Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA), y el tres por ciento era de la empresa mexicana Holdinmex.



GAP opera doce terminales aéreas mexicanas, la de Aguascalientes, Bajío, Guadalajara, Hermosillo, La paz, Los Mochis, Manzanillo, Mexicali, Morelia, Puerto Vallarta, San José del Cabo y Tijuana.



Por otra parte, el funcionario mexicano aseguró que esta operación es independiente y no "afecta" a las auditorías que realiza el gobierno mexicano a este Grupo Aeroportuario tras la denuncia de que Unión Fenosa concedió a la Holdinmex un préstamo por 40 millones de dólares para facilitar su participación en este consorcio aeroportuario.