El opositor venezolano Henrique Capriles repudió la suspensión de la recolección de firmas para el referendo (AFP)
El opositor venezolano Henrique Capriles repudió la suspensión de la recolección de firmas para el referendo (AFP)

La oposición venezolana llamó este viernes a una movilización el próximo miércoles en todo el país en rechazo a la suspensión del proceso del referendo revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro, que considera una "ruptura" del orden constitucional.

“En Venezuela se dio un golpe de Estado, no se puede calificar de otra forma”

"El miércoles (…) va a ser el inicio de una movilización en todo el país, vamos a tomar Venezuela de punta a punta, todo el pueblo movilizado para restituir el hilo consitucional", aseguró Henrique Capriles, líder de la oposición venezolana, en una rueda de prensa convocada por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD).

Capriles aseguró que la suspensión del proceso del referendo por parte del Consejo Nacional Electoral ha sido un "golpe de Estado".

"En Venezuela se dio un golpe de Estado, no se puede calificar de otra forma. Llegó la hora de defender la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela", declaró Capriles.

La oposición venezolana pide que este miércoles se logre otra gran marcha como “La Toma de Caracas” el 1 de septiembre (AFP)
La oposición venezolana pide que este miércoles se logre otra gran marcha como “La Toma de Caracas” el 1 de septiembre (AFP)

La oposición también celebrará el domingo "una sesión especial de la Asamblea Nacional (donde tiene amplia mayoría) en la que se van a tomar decisiones", sostuvo.

"Pedimos a la Asamblea Nacional que evalúe la conducta del señor Maduro. Llegó la hora también de que la Asamblea haga valer el poder que le dio el pueblo venezolano", instó Capriles.

Henry Ramos Allup, presidente del Parlamento venezolano, también participó en el anuncio de la oposición de marchar este miércoles (AFP)
Henry Ramos Allup, presidente del Parlamento venezolano, también participó en el anuncio de la oposición de marchar este miércoles (AFP)

Henry Ramos Allup, presidente del Parlamento, anunció en la misma rueda de prensa que representantes de la MUD viajarán en los próximos días a Washington para pedirle al secretario general de la OEA, Luis Almagro, que aplique la Carta Democrática Interamericana en Venezuela.

Ese mecanismo prevé sanciones para los casos de ruptura del hilo constitucional y puede llevar hasta la suspensión del país del organismo.

El Consejo Nacional Electoral (CNE) decidió la interrupción del proceso revocatorio al avalar fallos judiciales en varios estados que anularon, por "fraude", una primera recolección de firmas para lanzar la consulta.

Varias determinaciones del CNE ya habían dilatado el proceso para sacar del poder a Maduro, favorecido además por sentencias del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) que redujeron las facultades del Parlamento.

El pasado martes, el CNE aplazó para 2017, sin explicaciones, las elecciones de gobernadores. 

"A Venezuela hay que salvarla, porque esta patria se nos está hundiendo (…). Llegamos al límite", aseguró Capriles. "Si nos quieren meter presos –ya tenemos compañeros presos–, pues échenle bolas" (háganlo), exclamó el dirigente en referencia a una prohibición de salida del país dictada contra él y otros dirigentes.

Según la MUD, un centenar de opositores se encuentran presos, entre ellos Leopoldo López, condenado a casi 14 años de cárcel.

Con información de AFP y EFE