El juez federal Claudio Bonadio procesó a la ex presidente Cristina Elisabet Kirchner por negociados en la venta del dólar futuro y le trabó un embargo por 15 millones de pesos. El magistrado acusa a la ex presidente por el delito de administración infiel en perjuicio de la administración pública.


A la ex jefa de Estado -que enfrenta así el primer procesamiento de la Justicia- se le imputa el uso de una estructura de poder que presidía para implementar una operatoria que vulneró las arcas públicas. Además de Kirchner, Bonadio procesó al ex ministro de Economía Axel Kicillof, al ex titular del Banco Central Alejandro Vanoli y a otros doce imputados.


En la resolución, Bonadio también dispuso que todos los procesados, incluso la ex primera mandataria, vuelvan a los tribunales de Comodoro Py para ser "notificados de su nueva situación procesal". Ordenó que concurran a los tribunales federales "tres días después" de que sus abogados patrocinantes reciban la cédula que informa los procesamientos.

procesamiento de CFK.pdf

Para el juez, Cristina Kirchner no se va a fugar ni a entorpecer la causa

Los motivos del procesamiento


La indagatoria del 13 de abril

Cristina Kirchner pasó por Comodoro Py el pasado 13 de abril para prestar declaración indagatoria ante Bonadio en esta misma causa. Ese día, la ex presidente estuvo frente al juez, pero ni se cruzaron las miradas y se limitó a presentar un escrito.


La causa se inició en octubre del año pasado por una denuncia de los por entonces diputados nacionales Federico Pinedo (PRO) y Mario Negri (UCR) por el supuesto delito de "defraudación contra la administración pública". Ante la presentación, el fiscal Eduardo Taiano le dio impulso e imputó Vanoli y a todo el directorio del BCRA y la causa cayó en el juzgado de Bonadio.


La denuncia apuntó que la entidad vendió dólares "a futuro" a marzo a $10,65 por la divisa norteamericano, cuando con el precio del mercado de Nueva York se podría hacer por entre 14 y 15 pesos. Las consecuencias de esta operatoria tendrían un alto costo para las menguadas arcas del BCRA, estimaron los legisladores que realizaron la denuncia.