Buscar en Infobae

Entretenimiento miércoles 16 de marzo 2016

Celebgate: un hombre se declaró culpable en el caso del robo de fotos íntimas a famosos

miércoles 16 de marzo 201603:17
Crédito: AFP
Un hombre de Pensilvania, en Estados Unidos, fue imputado por hackear cuentas de Apple iCloud y Gmail de más de cien personas, entre ellas varios famosos.

Ryan Collins, de 36 años de edad, llegó a un acuerdo con las autoridades y se declaró culpable por violar la ley de Fraude y Abuso Informático, según NBC News.

Collins logró sustraer a sus víctimas nombres de usuario y sus correspondientes contraseñas, por medio de correos electrónicos que parecían proceder de ambas compañías estadounidenses Google y Apple, de acuerdo con la información brindada por la Procuraduría General de California.

Al menos 50 cuentas de iCloud y 72 cuentas de Gmail se vieron comprometidas.

LEA MÁS:

Embed

Aunque los documentos judiciales no nombran a las celebridades afectadas, "los ataques que se le imputan a Collins coinciden con las fechas en que fueron difundidas en internet fotos robadas de actrices como Jennifer Lawrence, Kate Upton y Mary Elizabeth Winstead", según reseña BBC Mundo.

El esquema de fraude electrónico que Collins llevó a cabo entre noviembre de 2012 y septiembre de 2014, le permitió acceder a copias de seguridad de Apple iCloud: muchas de ellas contenían fotos de desnudos y videos.

El cargo del que está acusado el hacker conlleva una pena máxima de cinco años de prisión. Sin embargo, al no haber evidencia de que Collins sea el responsable de la publicación de las imágenes o los videos, los fiscales recomendaron una sentencia de 18 meses.

El director adjunto de la oficina Oficina Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés) en Los Ángeles, David Bowdich, indicó en un comunicado que "al acceder de forma ilegal a detalles íntimos de la vida personal de sus víctimas, Collins violó su privacidad e hizo que muchos sufrieran angustia emocional, vergüenza y sensación de inseguridad".

Bowdich señaló además que se sigue viendo "cómo las celebridades y personas de otros ámbitos profesionales sufren las consecuencias de este crimen" y recomendó que los usuarios de aparatos conectados a internet "refuercen las contraseñas" y "que sean escépticos cuando reciban correos en los que se les pide información personal".

Comentarios