Buscar en Infobae

  • Últimas recomendaciones

Economía martes 09 de febrero 2016

Promoción al bioetanol: Macri eligió el aplauso fácil y complicó a las automotrices

Luis Beldi

Por: Luis Beldi

El Presidente cumplió una promesa de campaña y anunció que se aumentará del 10% al 12% el corte de alconafta en los combustibles líquidos. Pero podría condenar a las terminales a fabricar vehículos que solo pueden funcionar dentro del país

martes 09 de febrero 201620:17
Crédito: AP

El anuncio de Mauricio Macri de elevar el corte de etanol en las naftas del 10 al 12 por ciento, consiguió el efecto que el Presidente buscaba: llevarse el aplauso del gobernador tucumano. El plan de incrementar la diáspora del kirchnerismo cerró otro capítulo victorioso.

Macri resucitó un proyecto que la ex ministra de Industria Débora Giorgi no pudo llevar adelante por las medidas cautelares que le antepusieron las automotrices. Para los tucumanos era una deuda de la gestión de Cristina Kirchner que Macri venía a saldar.

Pero para los empresarios automotrices el anuncio fue una bomba porque no se los consultó. Les llamó la atención que un gobernante que conoce como pocos el sector (Franco Macri, su padre, fue propietario de Sevel, la firma que fabricaba Peugeot, Fiat y las pick up Chevrolet) no supiera que complicaba más el futuro de la industria local. Con este porcentaje del aumento de alconafta deben recalibrar los motores de los vehículos que van a fabricar. Calculan que la adecuación de cada motor cuesta 1 millón de dólares. Si bien este costo se reparte entre la cantidad de automóviles que llevan ese motor, significa un aumento en los precios.

Lo más grave es que los tenedores de modelos fabricados después de 2012 deberán acudir al service o a un mecánico especializado para que les adapte el motor al nuevo combustible.

Si prospera el anuncio de Macri, la Argentina queda condenada a fabricar vehículos que solo pueden funcionar dentro del país. Nadie podrá viajar a Uruguay, Brasil y otros países con su auto nuevo porque no van a conseguir el combustible adecuado.

Los que compren vehículos importados deberán recalibrar el motor y acá el costo es elevado.

En otras palabras, el nuevo combustible solo sirve para circular en la Argentina.

Por otra parte, los vehículos que se exporten deberán llevar motores distintos a los locales.

Estiman que la adecuación de cada motor cuesta 1 millón de dólares

"Si el Gobierno hubiera anunciado 22 por ciento de corte de etanol, hubiera sido más correcto porque los vehículos toleran hasta 50 por ciento de alconafta con esa tecnología que se utiliza en Europa. Lo que anunció Macri es un invento criollo que nos saca del mundo", señaló un directivo de la automotriz que tiene esperanzas de que la medida se revea.

"Encima de que se caen las exportaciones a Brasil y se caerán más en el futuro, nos agregan este problema", se quejó el empresario.

El directivo sabía que la industria azucarera está preparada para producir ese porcentaje de etanol y nada más. Es decir que fue una decisión pensada en la política y no en la economía real.

Los vehículos más antiguos son los que salen indemnes de las medidas porque pueden funcionar con 12 por ciento de alconafta. Pero si tienen inyectores delicados, deberán pasar por el mecánico.

Los días que vienen serán de gestiones para que el Presidente revea las medidas de un sector que está reduciendo su personal.

Comentá