Buscar en Infobae

Negocios jueves 14 de enero 2016

La justicia investiga a Renault por posible fraude en sus emisiones y se desploma en las bolsas

El sindicato comunicó que varios agentes de la Dirección General de la Competencia, del Consumo y de la Represión del Fraude entraron en las sedes de la compañía

jueves 14 de enero 201608:39
Los sindicatos comunicaron que los agentes de investigaciones entraron en las fábricas
Los sindicatos comunicaron que los agentes de investigaciones entraron en las fábricas Crédito: Reuters
Las acciones de Renault se desplomaron más del 20% a mitad de la sesión de hoy en la Bolsa de París después de que se supiera que la Justicia francesa ha registrado varias sedes del grupo automovilístico francés.

Sin embargo, horas más tarde el derrumbe se "moderó" y a las 15:30 horario GMT "sólo" era de 10,88 por ciento.

La caída de los títulos se produce después de que el sindicato CGT informara de que agentes de la Dirección General de la Competencia, del Consumo y de la Represión del Fraude (DGCCRF por sus siglas en francés) investigan los departamentos de "homologación y puesta a punto de los controles del motor".

"Agentes de la DGCCRF intervinieron en varias sedes de Renault este jueves", señala el comunicado del sindicato. Según esta información, las pesquisas podrían estar relacionadas con "las consecuencias del caso de los motores trucados de Volkswagen", ya que se investigan las emisiones de gases de sus vehículos.

Los agentes han confiscado varias computadoras pertenecientes a los capataces de la empresa.
El desplome bursátil de Renault ha arrastrado también al segundo constructor francés, PSA Peugeot Citroën, cuyos títulos llegaron a caer 8,81% aunque horas más tarde ese desplome era de "apenas" 5,05 por ciento.

LEA MÁS:

Embed

Los agentes se incautaron de los ordenadores de varios responsables. Renault confirmó registros de inspectores antifraude en varias de sus sedes en Francia, pero aseguró que no se detectó ningún programa informático para trucar sus motores, como en el caso de Volkswagen.

El otro constructor francés, PSA Peugeot Citroen, aseguró por su parte que no ha sido inspeccionado por agentes de la DGCCRF y que los tests del gobierno tras el caso Volkswagen no detectaron ninguna anomalía.

EFE

Comentarios