Buscar en Infobae

Deportes lunes 11 de enero 2016

La historia del brasileño que emocionó a todos en el Balón de Oro

Tras obtener el premio Puskas, Wendell Lira utilizó la historia de David y Goliat para explicar la difícil realidad que deben afrontar los futbolistas que no juegan en la primera división

lunes 11 de enero 201617:57
La emoción de Wendell Lira tras recibir el premio al mejor gol
La emoción de Wendell Lira tras recibir el premio al mejor gol Crédito: Reuters

Jugando en una liga regional de Brasil, peleando todos los meses por cobrar a tiempo 5.000 reales (casi 1.300 dólares), preocupado por que sus dos hijos tengan la mejor vida posible, buscando un trabajo paralelo para poder solventar los gastos de su familia, así llegó Wendell Lira a marcar el mejor gol de 2015.

Cuando inventó esa pirueta ante el Atlético-GO vistiendo la camiseta del Goianesa, el futbolista de 26 años no imaginó que había convertido uno de los mejores tantos de la historia del fútbol.

"Cuando me dieron la noticia, en el primer momento no me lo creí. Luego me llamó mi esposa llorando y me puse a llorar con ella, no me lo podía creer, fue muy emocionante", contó el jugador, que en aquel momento llevaba tres meses sin empleo, después de su salida del Goianesia al final del campeonato y su breve paso por el Tombense de la tercera división brasileña.

Wendell Lira - Puskas
El gol de Wendell Lira que fue elegido como el mejor del año

En diálogo con la agencia de noticias AFP, Lira contó: "La vida del futbolista que no está en primera división es muy complicada, se pasan muchas dificultades, muchas veces no se recibe el salario y tenemos que mantener a nuestra familia".

En 2013, llegó a buscar trabajos paralelos a su carrera como futbolista, que luego de la nominación dio un salto a la segunda categoría del fútbol brasileño, ahora con la camiseta del Vila Nova.

Luego de que su gol fuese seleccionado por la FIFA para el Premio Puskas, el delantero relató cómo cambió su vida: "La gente me conoce, quieren sacarse fotos conmigo, me piden autógrafos y ahora tuve nuevas ofertas, pero gracias a Dios ya tengo trabajo. Es una locura".

wendell lira discurso mejor gol.mp4
El discurso de Wendell Lira al ganar el premio Puskas

Cuando su nombre salió del sobre que contenía al ganador, el brasileño hizo un esfuerzo descomunal por contener las lágrimas y utilizó la historia bíblica de David y Goliat para intentar explicar cómo hay que posicionarse frente a las trabas que se presentan durante la vida.

Con menos dinero y menos trayectoria que sus compañeros de terna –Alessandro Florenzi, de la Roma, y Lionel Messi–, Lira demostró que, por lo menos durante un instante, él logró ser David.

LEA MAS:

Embed


Comentarios