Buscar en Infobae

Política lunes 27 de enero 2014

Amnistía Internacional denunció una "campaña de represión" en Cuba por la cumbre de la Celac

La organización de derechos humanos advirtió a los líderes mundiales que mientras ellos visitan la isla, el régimen "reprime a los activistas cubanos". El último fin de semana, el gobierno de los Castro detuvo a más de 40 disidentes

lunes 27 de enero 201417:46
Crédito:

"Las autoridades cubanas deben detener su campaña de represión contra opositores y disidentes y permitir la celebración de actividades pacíficas durante la segunda cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeño (Celac), afirmó Amnistía Internacional en un comunicado.

AI denunció que decenas de disidentes han sido detenidos de forma arbitraria durante el fin de semana en numerosas localidades de la isla o han sido coaccionados para que no participen en eventos privados paralelos a la cumbre que comienza este martes en La Habana.

La Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional registró 43 casos de personas detenidas por breves períodos entre el 23 y 26 de enero. Otras cinco han sido puestas bajo arresto domiciliario. Al menos 18 han sido advertidas por las autoridades de no viajar a La Habana. Debido a estos arrestos y a la ola de intimidación, diversos foros paralelos a la cumbre han sido cancelados.

"Quienes no están de acuerdo con el gobierno cubano no pueden expresarlo de manera pública y colectiva. Los jefes de Estado de los países miembros de la Celac y los altos funcionarios de organizaciones regionales e internacionales, como el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, no deberían ignorar el hecho de que mientras que ellos siguen llegando a La Habana para participar en la cumbre, activistas cubanos se encuentran reprimidos por su gobierno," dijo Amnistía Internacional.

Representantes de la disidencia interna cubana, en tanto, denunciaron varios arrestos y detenciones temporales de opositores en las últimas horas.

El vocero de la opositora Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN), Elizardo Sánchez, dijo a la agencia EFE que han ocurrido al menos 8 detenciones; la mayoría, por horas. El caso más serio fue el del opositor José Daniel Ferrer, quien permaneció en un "paradero desconocido" durante más de 24 horas hasta su liberación de este domingo.

Al parecer, Ferrer, líder de la Unión Patriótica de Cuba (Unpacu) y ex prisionero político del Grupo de los 75, había sido detenido en La Habana, adonde viajó desde Santiago de Cuba, su lugar de residencia, para acudir a un foro sobre democracia que la disidencia espera celebrar este lunes.

Otro de los casos es el del histórico dirigente Guillermo Fariñas, que se encuentra bajo prisión domiciliaria y habló con Infobae: "Cuando salía de mi casa (viernes 24 de enero) a las 9 de la noche, fui arrestado por miembros de la Brigada Especial del Ministerio del Interior, de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR) y de la Unidad provincial de Investigaciones Criminales y Operaciones (UPICO)".

"En este momento, estoy en reclusión domiciliaria y tengo efectivos frente a mi casa que no me dejan salir", contó el vocero de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), la organización disidente más importante del país.

      Guillermo Fariñas 1170 (1).jpeg


Fariñas no tiene dudas de que la causa de su detención es la realización de la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), que contará con la presencia de los presidentes el 28 y el 29 de enero. De hecho, le comunicaron que lo dejarían libre el mismo 29.

"Esto demuestra que fue un gran error permitir que el gobierno cubano, que no fue elegido democráticamente, forme parte de la Celac. Ningún Estado democrático puede permitir esta intolerancia con sus ciudadanos", afirmó.

Durante 2013, la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional informó de 6.424 detenciones de críticos al Gobierno. Tan sólo en diciembre de 2013, tuvieron lugar 1.123 detenciones arbitrarias por "motivos políticos", el número mensual más alto desde la visita del papa Benedicto XVI en marzo de 2012.

Comentarios