Economíajueves 16 de febrero 2012

La fuga de capitales fue elevada en 2011, pero se redujo en el último trimestre

La salida de divisas del sistema financiero en el cuarto trimestre de 2011 cayó a u$s3.260 M, contra los u$s8.443 millones del trimestre anterior. Entre 2003 y 2011 acumuló más de u$s87 mil millones, según un informe del Banco Central. El balance cambiario arrojó en 2011 salidas de divisas por u$s34.155 M e ingresos por u$s12.651 millones

Crédito: Reuters

La fuga de capitales sumó u$s87.380 millones entre 2003 y 2011, según se desprende de datos oficiales publicados por el Banco Central.

En el cuarto trimestre de 2011, la fuga de divisas cayó a u$s3.260 millones, contra los u$s8.443 millones del trimestre anterior, informó la autoridad monetaria.

La caída en la salida de divisas fue consecuencia directa del control impuesto por el Banco Central a partir de octubre del año pasado.

De todas maneras, en comparación con el último trimestre de 2010 se observó un salto de de casi 1.000 millones de dólares.

En los últimos meses del año, el Poder Ejecutivo lanzó una serie de medidas orientadas a evitar la fuga de capitales al extranjero a través de la AFIP y distintos resortes estatales de control.

La fuga de capitales acumulada desde 2008 sumó u$s70.135 millones, una cifra que se eleva a u$s87.380 millones desde 2003, con saldo positivo sólo en 2005 (+1.206 millones) y máximo histórico en 2008 (-23.098 millones) cuando se estatizaron los fondos previsionales.

La Formación de Activos Externos del Sector Privado No Financiero (SPNF) ascendió a u$s3.260 millones durante el cuarto trimestre de 2011, 45,5% por encima del mismo lapso del último año, pero 61,4% por debajo del trimestre anterior (julio a septiembre de 2011).

Los controles formales e informales del Gobierno en el Mercado Único y Libre de Cambios -que bloquearon la compra de divisas al público y a los importadores, e impidieron a las empresas girar dividendos- forzaron una desaceleración de la salida de capitales entre noviembre y diciembre últimos.

El Gobierno logró además aumentar la oferta de dólares en el mercado de cambio con nuevas medidas, en noviembre, que obligaron a las empresas mineras, petroleras y aseguradoras a ingresar divisas en el país.

"A partir del paquete de medidas adoptadas por el gobierno nacional a fines del mes de octubre, se observó una fuerte reversión en el resultado del mercado local de cambios, que pasó de un déficit de u$s2.168 millones en el mes de octubre, a saldos positivos de u$s433 millones en noviembre y de u$s2.162 millones en el mes de diciembre", apuntó el Banco Central.

La creciente salida de capitales a partir de la segunda mitad de 2011 llevó al Gobierno, a través de la AFIP, a restringir la compra de divisas en el mercado minorista, mientras desde otras áreas se impidió el acceso al mercado de cambios a los grandes compradores.