Noor Ben Yessef, periodista de "Espejo Público", un programa de actualidad español reveló cómo sufrió que la acosaran varias veces durante un reportaje sobre Benidorm, en Alicante. Hasta allí había llegado para hacer un reportaje sobre el ambiente nocturo, pero no pudo cumplir con su trabajo por la cantidad de agresiones sexuales que debió soportar.

En las imágenes mostradas por la cadena Antena 3, se puede ver a varios hombres que intentan tocar, abrazar o incluso besar a la periodista. "No tienes que tocar", repite ella en varias ocasiones ante las continuas faltas de respeto. "¡No me toques!", insite sin que la respeten.

Lorena García, presentadora de 'Espejo público' se solidarizó de inmediato: "Perdonad la expresión, pero qué asco. Hija mía, lo que has tenido que pasar por ahí".

"Da mucha vergüenza que vaya una mujer allí y paseando y le pase eso, pero nosotros estábamos trabajando con un foco y una cámara encendida. Ellos eran conscientes, dentro de sus niveles de borrachera, de lo que estaban haciendo", explicó Noor, quien agregó: "No nos esperábamos esto. Íbamos a conocer el ambiente, no nos imaginábamos el desfase y el descontrol. Echamos de menos una figura de seguridad".

La periodista reveló que el camarógrafo también fue agredido: "Las faltas de respeto eran continuas y también existían hacia mi compañero. Le tiraban latas, pasaban por su lado y le empujaban, le insultaban… a la mujer se le falta el respeto con el carácter sexual, desgraciadamente fue lo que pasó".

Noor comentó en plató que las imágenes fueron grabadas en torno a las 23:30 horas, ya que la fiesta comienza sobre las 22:00. "Nos sorprendió que había también familias, menores…. en un ambiente que creo que no es el adecuado", sentenció la periodista.

El escenario de otra violación grupal

También en Benidorm, cinco franceses de entre 18 y 19 años fueron inculpados el jueves por abuso sexual, después de que una noruega de 20 años los acusara de violación en grupo, indicaron autoridades judiciales.

Tras prestar declaración ante un juez de instrucción, tres de ellos fueron puestos en detención provisional, informaron fuentes judiciales, en tanto que los otros dos quedaron en libertad. Los cinco detenidos "están investigados en una causa abierta por delitos de abuso sexual, sin perjuicio de una ulterior calificación", indicaron las autoridades judiciales en un comunicado.

Habían sido detenidos el miércoles al amanecer en un apartamento turístico de Benidorm en el que pasaban las vacaciones, y tenían previsto regresar a Francia un día después, indicó la Guardia Civil en un comunicado.

La alerta la dio poco antes de las 2 am el centro de salud al que acudió la joven que los acusa de violación, junto con una amiga. La noruega contó a los investigadores que contactó con los jóvenes franceses a través de una red social y que después quedó con ellos acompañada de su amiga. Más tarde, todos fueron a la vivienda en la que los jóvenes pasaban las vacaciones. Una de las noruegas se fue del apartamento durante la noche, en tanto que su amiga se quedó sola con los cinco hombres, que después la habrían violado, según denuncia.

Las dos mujeres pudieron proporcionar datos sobre la identidad de los cinco franceses gracias a sus perfiles en redes sociales.

El abogado francés de uno de ellos, Frédéric David, señaló que su cliente reconoció haber mantenido "una relación sexual" con la denunciante, pero aseguró que fue "consentida y no en grupo".

En la operación, que permitió localizar y detener a los cinco franceses "en menos de tres horas", según la Guardia Civil, participó también un gendarme francés, en el marco de un programa de colaboración veraniega.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: