Según la Secretaría de Turismo, durante el último fin de semana largo viajaron 1 millón de turistas.
Según la Secretaría de Turismo, durante el último fin de semana largo viajaron 1 millón de turistas.

Cuando faltan tan pocos días para el verano, el sol y las agradables temperaturas animan las ganas de tomarse unas vacaciones. Para estos momentos, el Tigre se presenta como esa escapada perfecta. 

Las escapadas funcionan muy bien -el último fin de semana largo del 20 de noviembre viajaron 1 millón de turistas, según la Secretaría de Turismo de la Nación-, y qué mejor si este lugar está cerca: el Tigre es esa joyita de la provincia de Buenos Aires que se ubica a sólo 32 kilómetros de la Capital Federal.

Es el lugar ideal a la hora de elegir una escapadita de día completo, un fin de semana o bien planificar allí unas mini vacaciones

Esta joyita de la provincia de Buenos Aires que se ubica a sólo 32 kilómetros de la Capital Federal.
Esta joyita de la provincia de Buenos Aires que se ubica a sólo 32 kilómetros de la Capital Federal.

Entre las actividades más tradicionales, se encuentran el colorido Puerto de Frutos, hacer un paseo de compras, un día en el parque de diversiones y caminar mucho por sus costaneras.

También se encuentra la posibilidad de tomarse un recreo frente al muelle, ahí mismo, desde donde salen catamaranes, las típicas lanchas colectivo -las que usan los isleños-, y todo tipo de embarcaciones para los turistas: lanchas, kayaks, velas, botes para paseos en grupo o individuales como las travesías para quienes prefieren remar.

Desde hacer un paseo de compras, un día en el parque de diversiones y caminar mucho por sus costaneras, son algunas de las actividades más destacadas.
Desde hacer un paseo de compras, un día en el parque de diversiones y caminar mucho por sus costaneras, son algunas de las actividades más destacadas.

Estar en Tigre es sinónimo de vida náutica y hay muchos canales y cursos de los ríos Tigre, Luján y Sarmiento para pasar el día navegando y conocer las historias que atesora este lugar como sus clubes de remo.

La espesa vegetación de sus islas, atractivos jardines de sus casas y paradores invitan a bajar y quedarse un buen rato a disfrutar de sus entornos y playas. La sensación de tranquilidad y armonía de pronto hace entrar en sintonía con los sonidos de la naturaleza y conectar con esa estadía apacible y placentera.

Ir en kayak por el atardecer también es una buena opción para cerrar el día a puro relax.
Ir en kayak por el atardecer también es una buena opción para cerrar el día a puro relax.

Por suerte, también hay lugares que ofrecen hospedarse uno o más días, algunos con piletas y spa, o bien cabañitas para sentir la experiencia directa de estar en una isla.

También hay otros puntos de interés que no pasan inadvertidos y vale la pena conocer. Uno de ellos es el Museo de Arte, al igual que una puesta de sol en una casa de té en alguno de los paradores, o bien una cena romántica con el destello de las luces chispeantes a orillas del río Tigre.

El Delta del Tigre es ideal para pasar unas mini vacaciones.
El Delta del Tigre es ideal para pasar unas mini vacaciones.

Hay mucho más para recorrer y conocer: abarcarlo todo en un mismo día no será suficiente. Y eso motiva a querer regresar una y otra vez en busca de uno de los recreos favoritos.