Los proyectos fueron seleccionados entre las Ideas Proyecto, iniciativa también del ministerio de ciencia y tecnología, cuyo objetivo era el de mejorar la capacidad nacional de respuesta a la Pandemia en la Argentina (Shutterstock)
Los proyectos fueron seleccionados entre las Ideas Proyecto, iniciativa también del ministerio de ciencia y tecnología, cuyo objetivo era el de mejorar la capacidad nacional de respuesta a la Pandemia en la Argentina (Shutterstock)

La llegada del coronavirus COVID-19 tomó por sorpresa a la población y obligó a que la ciencia, la tecnología y el mundo de la salud trabajen a contrarreloj en busca de soluciones para disminuir el impacto negativo de la enfermedad en la vida de las personas.

En este contexto, el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación, la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación y la Fundación Bunge y Born firmaron un memorándum de Entendimiento con el fin de sumar esfuerzos para paliar los efectos de la pandemia del COVID-19 en nuestro país.

Con el objetivo de mejorar la capacidad nacional de respuesta ante la nueva enfermedad causada por el coronavirus, ambas instituciones aportarán $37.566.010 para cofinanciar proyectos de investigación científica y tecnológica, que tengan por finalidad aportar conocimiento para la resolución de los efectos producto de la nueva enfermedad que atemoriza al mundo.

La llegada del coronavirus COVID-19 tomó por sorpresa a la población y obligó a que la ciencia, la tecnología y el mundo de la salud trabajen a contrarreloj (Shutterstock)
La llegada del coronavirus COVID-19 tomó por sorpresa a la población y obligó a que la ciencia, la tecnología y el mundo de la salud trabajen a contrarreloj (Shutterstock)

Los proyectos fueron seleccionados entre las Ideas Proyecto, iniciativa también del ministerio de ciencia y tecnología, cuyo objetivo era el de mejorar la capacidad nacional de respuesta a la Pandemia en la Argentina ya sea del diagnóstico, el control, la prevención, el tratamiento, el monitoreo u otros aspectos relacionados con COVID-19.

Durante el acto de firma, el ministro Roberto Salvarezza remarcó la importancia de contar con el apoyo de la Fundación Bunge y Born “que contribuirá con 18 millones de pesos, y que junto con el aporte de la Agencia, podremos financiar diez proyectos de excelentísima calidad que habían estado en la convocatoria y que sin embargo por un tema de plazos no habían podido ser financiados”.

La Agencia Nacional y la Fundación Bunge y Born cofinanciarán proyectos científico tecnológicos, que busquen mejorar la capacidad nacional de respuesta ante la pandemia causada por el coronavirus
La Agencia Nacional y la Fundación Bunge y Born cofinanciarán proyectos científico tecnológicos, que busquen mejorar la capacidad nacional de respuesta ante la pandemia causada por el coronavirus

En esta línea, el presidente de la Agencia, Fernando Peirano, agregó que “este convenio representa una acción complementaria a lo que ya hemos podido hacer de apoyo a iniciativas emergidas de nuestro sistema de innovación para dar respuesta a la pandemia que ha desatado el coronavirus: nos permitirá ampliar la cartera de soluciones o capacidades que estamos impulsando en este contexto”. A través de este Memorándum con la Fundación Bunge y Born, “la Agencia logra que ninguna buena idea quede sin apoyo y seguimos ampliando la capacidad de respuesta frente a la pandemia”, afirmó.

“La comunidad científica reaccionó muy positivamente, muchos científicos están dejando de lado su agenda científica habitual y sumándose a una lucha para resolver un problema que afecta la salud de nuestro país”, sostuvo por su parte el secretario de Articulación Científico Tecnológica, Juan Pablo Paz. Asimismo, recalcó la relevancia de esta iniciativa “que potencia la interacción público-privada” y que financiará proyectos “que tienden a generar herramientas para mejorar tratamientos y distintas tecnologías que sirven para la atención sanitaria de la población”.

Al finalizar, el director ejecutivo de la Fundación Bunge y Born, Gerardo della Paolera, se refirió a la importancia del convenio firmado porque “le da apoyo a diez proyectos de investigación bajo las acciones de mitigar el COVID-19 que ha penetrado en nuestro país y que son proyectos de mediano plazo que van a tener un impacto decisivo en el tratamiento del virus”. “La Fundación Bunge y Born ha estado siempre comprometida con el apoyo a los bienes públicos y en particular a la ciencia, en donde obviamente la Argentina tiene un calibre de capital humano que se ve pocas veces en otros países”, concluyó.

Los proyectos seleccionados

Se trata de ocho propuestas que obtuvieron las máximas calificaciones en su calidad académica y su viabilidad tecnológica en la reciente convocatoria IP COVID-19 organizada por la Agencia y que no fueron financiadas por exceder el plazo máximo de ejecución establecido en ese concurso.

El jurado de expertos estuvo compuesto por Ruth Rosenstein, Eduardo Artz y Guillermo Bozzoli, quienes realizaron la evaluación y seleccionaron ocho nuevos proyectos de investigación que se suman a las 64 IP identificadas por la Comisión Ad Hoc en la convocatoria IP COVID 19, las cuales estarán recibiendo la semana próxima los primeros desembolsos para comenzar a trabajar. Es importante remarcar, en este sentido, la innovación por parte de la Agencia para continuar trabajando de manera efectiva en este contexto, tanto en la capacidad de respuesta como en la velocidad del trámite de la convocatoria y en la implementación del teletrabajo.

Del encuentro, estuvieron presentes el investigador del CONICET y director de uno de los proyectos seleccionados, Gabriel Rabinovich, y Matías Ostrowski del Instituto de Investigaciones Biomédicas en Retrovirus y SIDA (INBIRS / Hospital Muñiz), mientras que el resto de los representantes de las IP participaron a través de videoconferencia.

-Desarrollo de un método diagnóstico que permita predecir, en fases tempranas de COVID-19, complicaciones pulmonares severas. Ricardo Dewey de Rad Bio S.A.S. / CONICET.

-Tomografía por bioimpedancia para monitorización pulmonar en pacientes ventilados mecánicamente en unidades de cuidados críticos. Daniel Omar Badagnani de Universidad Nacional de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur (UNTDF).

-Desarrollo de recubrimientos antivirales para textiles de uso en elementos de protección personal. Leandro Nicolás Monsalve del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) -- Departamento de Nanomateriales Funcionales -- Centro de Micro y Nanotecnologías.

-Utilización de la plataforma basada en SPR (Biacore) para la determinación de la presencia y avidez/afinidad de anticuerpos anti-SARSCoV-2 en sueros de pacientes. Marisa M. Fernández de Cátedra de Inmunología, Facultad de Farmacia y Bioquímica, e Instituto de Estudios de la Inmunidad Humoral Profesor Ricardo A. Margni (IDEHU), UBA-CONICET.

-Nueva estrategia terapéutica basada en compuestos tiodigalactósidos capaces de inhibir la infectividad del virus SARS-CoV-2 y la respuesta inflamatoria desencadenada. Gabriel Rabinovich del Instituto de Biología y Medicina Experimental, IBYME-CONICET.

-Análisis de la actividad biológica de los anticuerpos anti- SARS-CoV-2: implicancia en el curso de la enfermedad y en su empleo terapéutico. Matías Ostrowski del Instituto de Investigaciones Biomédicas en Retrovirus y SIDA (INBIRS / HOSPITAL FRANCISCO MUÑIZ).

-Tablero de monitoreo, pronóstico y control epidemiológico. Pablo A. Lotito de CONICET y PLADEMA - Fac. de Cs. Exactas - UNCPBA;

-Ingeniería de control e instrumentación aplicada al modelado y estimación de parámetros del sistema pulmonar bajo respiración asistida. Carolina A. Evangelista del Instituto LEICI, Facultad Ingeniería, UNLP-CONICET.

SEGUÍ LEYENDO