Karina Mazzocco: la mujer que liberó los tabúes sexuales en TV

Conductora y actriz, irrumpió en la pantalla argentina hace 20 años para convertirse en una abanderada del placer en la intimidad. Detalles y vivencias de su rol como madre

Sensualidad y prestancia. Belleza, actitud e inteligencia. La llegada de Karina Mazzocco presume de lo que es; afirma lo que se percibe. El paso de los años no viene a jugar un papel en contra en su vida, mas sí permite entender -y confirmar- que la sensualidad no entiende de épocas y sí de personas.

Su edad es solo un dato. Son 47 años, en donde la conductora de televisión, modelo y actriz argentina supo brillar a lo largo del tiempo. Siempre intentando hacerlo a través del cómo y no por casualidad. "Quisiera ser recordada como una mujer abanderada del máximo placer en todas sus formas. El sexual, por supuesto, honrando mis comienzos en la tele. También el placer de vivir, sentir, y ser quien soy. De amar y ayudar al prójimo", detalló.

En diálogo con Infobae, Mazzocco aseguró: "El sexo ocupa un lugar muy importante en mi vida, soy muy devota y practicante. Hace bien, es placentero y aún podemos hacerlo sin tener que pagar un impuesto al placer agregado. La base es sentirse plena".

Karina Mazzocco es una de las mujeres más lindas de Argentina (Christian Bochichio)
Karina Mazzocco es una de las mujeres más lindas de Argentina (Christian Bochichio)

Justamente esta temática fue la que marcó su vida laboral. Fue audaz, abordando un tema tan íntimo y cargado de tabúes desde otra mirada. Con otros argumentos. "Las mujeres se identifican conmigo y los hombres me dicen cosas muy lindas, dulces y divertidas".

—Hiciste radio, cine, ficción, fuiste conductora… ¿Dónde te sentís más cómoda?

—En la conducción. De vez en cuando me gusta lo otro, darse un gusto está bueno.

—En tus comienzos hiciste el programa "De a 2", el cual marcó un antes y después en la manera de abordar el sexo en televisión…

—Fue hace 20 años, cumpliendo esa cantidad de tiempo en los medios, celebrándolo de la mejor manera, realizando un programa que está en el otro extremo de lo que hacía en mis comienzos (Pura vida, cada día por la TV Pública).

—Era muy novedoso que alguien afronte una cámara para hablar tan lisa y llanamente de sexo. ¿Qué sentías?

—Era mi primer trabajo, no tenía idea de lo que estaba haciendo. Mucho menos de la información sexual que daba.

-¿Cuál fue la primera información que diste en el programa?

—¡El tamaño del pene, seguro! Esa seguro porque caía siempre. O las fantasías, los mitos. Fue un programa en otra Argentina, en otra sociedad, con otro manejo, recién comenzaba internet, no había acceso libremente, era una novedad; fue muy bueno, una puerta muy interesante que se abrió socialmente para hablar de un tema tan importante como es el placer y la sexualidad. Programas de sexo había antes, pero no que abordaran el tema del placer, pedir lo que a uno le gusta, y hablar de lo que uno desea. Sencillamente vivir la sexualidad como a uno se le ocurra.

—¿Volverías a hacer algo así en la actualidad?

—Seguramente no, porque ya nadie se sorprende con ningún tipo de información acerca del sexo. Hoy googleás cualquier cosa y te sacás la duda. Sí creo que, a pesar de toda esta información que exageradamente existe, al alcance de la mano, no hay una campaña fuerte que brinde información sexual. Hay unos cuadernillos extraordinarios de educación sexual integral que deberían estar en todos los colegios, porque ahí se enseña todo acerca del sexo. No solo explica cómo conseguir placer o de qué manera cuidarse, sino con las preferencias sexuales y la no discriminación.

Mazzocco está en pareja con Omar El Bacha, de 46 años, con quien tuvo a su hijo Malek, de 10. "Disfruto mucho ser la mamá de Malek. Agradezco siempre que él me haya elegido como mamá. Tengo esa teoría de que las almas eligen dónde desarrollarse y dónde hacer su vida, así que estoy muy agradecida".

—¿Cómo es estar en pareja con un musulmán?

—Se vive muy lindo. Pasa que hay mucho desconocimiento acerca de las personas musulmanas. Y también este es un momento en el que, lamentablemente, el musulmán es señalado. El islam pregona otra cosa que nada tiene que ver con eso. Te diré que es muy lindo, tienen tradiciones preciosas y un compromiso muy grande con la religión. Cada vez que nos encontramos con un nuevo atentado es un puñal en el corazón para él, porque la gente al saber que es musulmán se tensiona. Es muy triste.

Actualmente, Mazzocco conduce un magazine por la TV Pública (Christian Bochichio)
Actualmente, Mazzocco conduce un magazine por la TV Pública (Christian Bochichio)

—¿Tuviste prejuicios hacia él?

—Sí, es por eso que cuando veo que pasa eso con la gente no es que me enojo, todo lo contrario, lo entiendo profundamente. Él me dijo "soy musulmán" y pensé en las Torres Gemelas. Fui muy ignorante. De a poco fui aprendiendo y sorprendiéndome con muchas cosas que no circulan tanto pero que son hermosas de la religión.

Su hijo, al igual que el padre, es musulmán. "Me da mucho amor verlos rezar juntos. La religión se transmite desde la convicción y desde el amor. Yo soy de base católica cristiana, no soy practicante. Tengo una simpatía enorme por el papa Francisco, cómo está queriendo revolucionar positivamente la Iglesia. Somos simplemente una familia musulmana viviendo en Occidente".

LEA MÁS:

Adriana Brodsky: "Olmedo marcaba sus enseñanzas con sus actitudes y no con sus palabras"

Maju Lozano: "El amor en la madurez tiene otro sabor"

Beatriz Salomón: "Desde que la justicia me dio la razón, mi teléfono no paró de sonar"

Flavia Palmiero, la mujer que logró que se detenga el reloj: "No tengo cirugías, ni mucha noche encima"