(Video Polémica en el bar – América)

Es ya un clásico de todas las noches de viernes en Polémica en el bar, el ciclo conducido por Mariano Iúdica y producido por Gustavo Sofovich a través de la pantalla de América, cuya gerenta de programación es Liliana Parodi.

Es que la llegada del fin de semana invita a un clima festivo, y por eso Álvaro Navia se pone en la piel de Waldemar para deleitar a todos con su desopilante cena show.

Esta vez, el humorista acompañó su presencia con dos shows de lujo. Primero presentó a Omar y Los Otros, El hombre Karaoke, que sorprendió con su notable capacidad para imitar a distintos artistas como Raphael, José Luis Perales, Julio Sosa y Barry White. "Omar Salcedo es mi nombre y soy cantante callejero", se presentó el artista.

(Video Polémica en el bar – América)

Claro que eso fue apenas el aperitivo para la entrada de Donald y su hija, Melody, que interpretaron algunos de sus grandes hits como Las olas y el viento y De boliche en boliche.

(Video Polémica en el bar – América)

Sin embargo, antes de la música hubo lugar para que el humorista uruguayo provocara las risas de todos haciendo de las suyas, como cuando llegó al estudio a bordo de un impactante Mustang rojo, o cuando continuó con su supuesta campaña para presidente con una urna que le entrega 100 dólares a cada uno de quienes voten por él. "Le quiero hablar a la gente en este momento difícil. Waldemar no se vende, pero sus votos sí", lanzó entre risas.

(Video Polémica en el bar – América)

En un video grabado en una obra en construcción, Waldemar habló de su campaña: "Aquí había una escuelita muy viejita, casi derrumbándose, y yo pedí que la tiren abajo porque con sus impuestos y yo como presidente, con el esfuerzo de todos, aquí vamos a construir un shopping para que los chicos vengan a jugar. Waldemar presidente, lo pide la gente. ¡Vamos, carajo!"

SEGUÍ LEYENDO