El pasado domingo se emitió el último capítulo de la primera temporada de Luis Miguel, la serie, la producción de Netflix basada en la vida del cantante que se convirtió en un éxito arrasador y mantuvo en vilo a muchos televidentes. Y entre la gran repercusión, sobresalió la figura de Diego Boneta, quien tuvo la tarea de ponerse en la piel del ídolo.

"Estoy agradecido, muy feliz, pasando un momento que no puedo creer", repite una y otra vez el actor mexicano que caracterizó al Rey Sol en la ficción y que la actualidad lo encuentra en boca de todos, como uno de los artistas más destacados del presente.

"Esto ha sido un fenómeno que nadie esperaba. Ver la respuesta que tuvo es increíble", resaltó Boneta en una entrevista con Quién, valorando la labor y el esfuerzo de todo el equipo de trabajo que puso su mano para conformar el suceso. "Me siento orgulloso de ser parte del ser parte de este proyecto independientemente del éxito que ha tenido", expresó con satisfacción.

El reto de interpretar al músico fue un desafío para su carrera. Aunque de antemano dijo que "sabía perfectamente el riesgo y la responsabilidad que implicaba", confesó que en vez de detenerse en ello, se propuso indagar y prepararse de la mejor manera durante un año, para que una vez concluidas las grabaciones pueda sentirse realizado, consciente de que lo dio todo.

Al fin y al cabo, reiteró que la experiencia resultó fructífera para su formación profesional: "Aprendí mucho como actor, como productor, como cantante (tuve que cantar y fue una locura). Crecí y aprendí mucho. Y yo mido el éxito con eso".

Horas después del lanzamiento del episodio final, Boneta le dedicó un mensaje a Luismi en su cuenta de Instagram a modo de reconocimiento. "Gracias por tus consejos, confianza y complicidad. Emocionado por lo que viene", escribió, junto a una fotografía en la que está abrazado y sonriente junto al músico.

El estreno de la tira finalizó en un momento clave de la vida de Luis Miguel. Y los fans ya comenzaron a preguntar cómo seguirá esta historia y cuándo.

"Es muy difícil para un actor tener control de qué viene. Al menos que estés en una serie sabiendo que diez meses al año vas a estar ahí, un actor no sabe qué es lo que viene. Realmente se va viviendo el día a día", manifestó con respecto a su futuro.

Aunque por lo pronto, Boneta ya tiene definida su agenda para los próximos meses. Por el momento se encuentra en España filmando la nueva entrega de Terminator (producida por James Cameron y con la actuación de Arnold Schwarzenegger). Y está a la expectativa de confirmaciones para volver a ponerse en la piel del cantante más exitoso de la historia de México.

SEGUÍ LEYENDO