Una escena de tensión se vivió esta mañana en la Sala "Libertador José de San Martín" de la sede del Concejo Deliberante y la Municipalidad de Tres de Febrero, en la apertura de sesiones ordinarias. Familiares de Matteo Villica, el adolescente de 16 años asesinado por dos motochorros que intentaron robarle el teléfono celular en Loma Hermosa, se presentaron en el recinto y repudiaron a la clase política.

Vistiendo todos una remera blanca con la imagen de Matteo en el frente, los familiares pidieron justicia y reclamaron por mayor seguridad. Exigieron enérgicamente a los dirigentes que "laburen" y la "peleen" como ellos.

Matteo Villica tenía 16 años
Matteo Villica tenía 16 años

Gustavo Villica, el padre de Matteo, fue la voz del repudio que quedó registrado por varias cámaras de celulares: "A nosotros nos están matando en la calle. Están matando a nuestros hijos, a nuestros padres, a nuestros abuelos. Entiendan de una vez por todas: acá no hay partido político, ¡me importa un carajo el partido político!", comenzó su descargo.

Y continuó: "Todos ustedes se enriquecieron. Viven en la riqueza, con auto, casa quinta, y nosotros vivimos con migajas porque queremos ser gente humilde, ¿ustedes creen que el pueblo es pelotudo? ¡Yo perdí a mi hijo, carajo!".

Matteo Daniel Villica fue asesinado el jueves 28 de diciembre, cerca de las 21. Aquella noche había ido a buscar una amiga para ir a una fiesta de fin de año del grupo de la Parroquia Nuestra Señora del Buen Viaje, a siete cuadras de su casa. Nunca llegó. Fue abordado en la intersección de Mansilla y General Lavalle por los homicidas, que le dispararon en el pecho. La víctima fue trasladada al Hospital Bocalandro, donde falleció minutos más tarde.

 

"¿Quién mierda me devuelve a mi hijo?", prosiguió Gustavo. "Nadie", le respondieron desde el otro lado. "¡Entonces juéguense!", contestó el padre, que acotó: "¿Saben por qué no se la juegan? Porque seguramente sus hijos van en patrulleros al colegio. Mis hijos no, toman el colectivo como los hijos de un laburante".

"Cincuenta años escuchando y siendo educados, ¿para qué? Para que se caguen en la vida de nosotros. Son basura los políticos, son basura. Cuando el pueblo tome conciencia y los saquemos uno por uno y los colguemos en la plaza. ¿No se dan cuenta? ¡Es mi hijo! ¡Mataron a mi hijo! ¡Por un celular de mierda!", vociferó Gustavo, momento en el que pidieron un cuarto intermedio.

La sesión se interrumpió, pero el padre siguió su efusivo reclamo: "Salgan a laburar como nosotros, ¡peléenla, carajo! El intendente (Diego Valenzuela) nos dice que tiene las manos atadas. ¿Si él tiene las manos atadas por qué los diputados y los concejales no votan las leyes? Yo les pregunto, díganme si estoy equivocado. Tres años hace que están cobrando sueldo. Se están enriqueciendo sin hacer nada".

A casi tres meses del crimen de Matteo, la causa tiene un detenido: un menor de 16 años apodado "Quasimodo", como el personaje de ficción, al que reconocieron por su moto. Pero buscan al cómplice, que sería quien efectuó el disparo.

La investigación la lleva adelante el fiscal Fernando Sirni, del Fuero Penal Juvenil de San Martín. Una fuente cercana al expediente aseguró a Infobae que "se está investigando más de una línea", pero por el momento no hay más resoluciones a comunicar.

Mientras tanto, los familiares convocaron a una marcha para el próximo jueves 28 a las 19, en Lavalle y Ruta 8, con el fin de pedir justicia y seguridad.

SEGUÍ LEYENDO: