Así registraron las cámaras de seguridad el hurto cometido por los ladrones. 

Un robo en la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) generó un daño equivalente a más de 5 millones de pesos, luego de que dos delincuentes irrumpieran en la Facultad de Agronomía de la casa de estudios y se llevaran equipos e instrumental técnico utilizados por docentes e investigadores.

La secuencia delictiva fue resuelta al cabo de dos semanas, con tres intrusiones. El último ataque se produjo el miércoles a la madrugada en la institución, donde los asaltantes no tuvieron mayor dificultad en entrar y realizar su golpe.

El viernes anterior al arranque de los feriados de carnaval disparó la primera alerta, cuando entró el personal de maestranza a la institución y observó que habían roto vidrios y puertas. Fueron varios destrozos, pero sólo robaron un cañón proyector y una notebook.

Al identificar los elementos que faltaban, hicieron la denuncia e intervino la Policía Judicial. "Pedimos refuerzos en la seguridad porque sabíamos que se venía el fin de semana largo", denunció Marcelo Conrero, decano de la Facultad de Ciencias Agropecuarias de la UNC.

Sin embargo, la intrusión se volvió a repetir el miércoles a la madrugada. Según registraron las cámaras de seguridad, una persona fue sola y luego volvió acompañada. El asalto, ahora, tuvo mayores consecuencias. "Sacaron equipamiento muy caro. Equipamiento topográfico, computadoras y el cañón proyector", advirtió con pesar el decano.

En esa incursión quedaron rastros de sangre, por lo que creen que el delincuente terminó lastimado. El cielo raso también fue dañado. "Estuvieron yendo y viniendo alrededor de cuatro horas, no sé cómo no los vieron los efectivos de seguridad que fueron contratados para vigilar", expresó molesto Conrero."Aportamos todas las pruebas, tenemos todo filmado", agregó.

Para los directivos de la UNC, resultó llamativo que las luces estuvieran encendidas y los agentes de la garita no hayan visto nada. "Yo digo que es inoperancia. No voy a decir que es complicidad porque no tengo pruebas que indiquen eso. Creo que se quedan dormidos porque trabajan demasiadas horas", consideró.

robo universidad Cordoba 1920Según reveló Conrero a la prensa local, el robo de los materiales de la facultad afectará el normal funcionamiento de las actividades académicas.

"Las cátedras están muy preocupadas. Conseguimos todo de a poco para mejorar nuestras investigaciones. Para nosotros es muy complicado por el presupuesto que manejamos", afirmó.

Por ser instrumental técnico, Conrero pidió atención a los agrimensores y estudiosos del área por si observan que se ponen en venta los costos materiales o si aparecen publicados en internet.

"Esos equipos de medición que para nosotros son fundamentales. No son para cualquiera, no tienen un mercado fácil. No sé qué van a hacer con eso", reflexionó el ingeniero.

Conrero rescató que algunos ex alumnos de la Facultad de Agronomía se comunicaron para consultar cómo pueden colaborar con la institución y deslizaron la posibilidad de hacer donaciones. "Lo que nos robaron significa el 80% del presupuesto anual", concluyó Conrero.

Seguí leyendo: