Un nuevo caso de femicidio, esta vez en Cañuelas. Una mujer, integrante de la policía bonaerense y estudiante de enfermería, fue asesinada de un balazo en el rostro. Por el hecho detuvieron a su pareja, también integrante de la fuerza de seguridad.

La víctima fue identificada como Romina Elizabeth Ugarte, de 26 años, quien integraba la fuerza desde 2014 y prestaba servicios en el Comando de Patrullas local.

El crimen ocurrió cerca del mediodía, en una casa de la calle Esteban Echeverría al 2200 del barrio Libertad de la localidad ubicada a unos 70 kilómetros de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Fuentes policiales informaron que efectivos de la comisaría Primera de Cañuelas fueron alertados a través del 911 sobre una detonación de arma de fuego en esa vivienda. Al llegar, encontraron a la mujer tendida en el suelo.

En la propiedad estaba el novio de la oficial, identificado como Nicolás Fernando Agüero (27) y quien se desempeñaba en la seccional Primera de Cañuelas, aunque actualmente estaba asignado al Operativo Sol.

Tras las primeras investigaciones, el hombre fue detenido -y también desafectado de sus funciones– como sospechoso de haber matado a su novia durante una discusión que se originó mientras almorzaban juntos.

En las pericias realizadas en el lugar, secuestraron la pistola Bersa Thunder de Agüero.

Ugarte y Agüero cursaron juntos sus estudios en el Instituto Superior de Formación Docente y Técnica 43 de la ciudad de Lobos. Habían empezado la relación hacía poco tiempo, aunque no convivían.

El hecho fue caratulado como "homicidio agravado" y la causa quedó a cargó del fiscal Lisandro Damonte, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) descentralizada 2 de Cañuelas del Departamento Judicial La Plata.

SEGUÍ LEYENDO: