Comenzó la audiencia previa al juicio contra el anestesista mendocino Jorge Maddio, quien está imputado por seis casos de supuestos abusos sexuales a menores de edad y distribución de pornografía infantil. Durante el procedimiento, aparecieron testimonios de familiares de las víctimas y las palabras resultaron aterradoras.

El especialista de la salud está involucrado en seis casos específicos y se teme que la cantidad de niños abusados podría ascender a la cifra de 34.

Además, una vez que le secuestraron el teléfono celular y su computadora, se pudo detectar contenido pornográfico infantil. Incluso, parte del material lo encontraba al propio Maddio como protagonista.

Una de las denunciantes es la abuela de un chico de 12 años que habría sido víctima del anestesista en el Hospital Notti, uno de los centros de salud donde trabajaba el profesional.

La mujer dio una entrevista al Canal 9 de Mendoza y explicó los detalles del abuso. La abuela relató que los comportamientos anormales del anestesista se iniciaron ya desde el comienzo de la atención hacia su nieto.

"Mi marido y yo tenemos a nuestro nieto a nuestro cargo. Él se tenía que operar para que le sacaran un quiste de la rodilla. Cuando viene este hombre a verlo, me pareció rara la revisación: le bajó los pantaloncitos, le revisó los genitales, se los tocaba. Me pareció raro que haga eso un anestesista", dijo la señora.

Y continuó: "Encima le empezó a decir cosas que lo pueden ofender para toda la vida. Le preguntó por qué tenía el pito tan chiquito y cosas como esa".

En tanto, la abuela comentó que el hombre le hizo comentarios a su nieto como si la relación excediera el vínculo entre especialista y paciente. El hombre parecía tener intenciones de prolongar la relación con el chico más allá del propio hospital.

"Le dijo que iba a ser su amigo. Le dijo 'vos desde ahora vas a ser mi amigo. Te voy a pasar a buscar para ir a la cancha a ver al Tomba (Godoy Cruz)'. Mi nieto le respondió que él era hincha de Independiente de Rivadavia y le dijo que entonces lo iba a llevar a ver a Independiente", aseguró.

La mujer también hizo mención a que, entre los propios profesionales del hospital, al menos se sospechaba de que Maddio tenía una relación misteriosa y especial con los niños a los que atendía.

"En un momento, le dijo a mi nieto 'entrá para adentro' y le estiró la mano como para tocarle la cola. Ahí, los médicos que estaban le dijeron 'no, no, vení con nosotros, con ese no te quedes'", relató.

La justicia dictó el miércoles la prisión preventiva para Maddio. La decisión fue tomada por la jueza del Segundo Juzgado Penal Colegiado, que decidió hacer lugar al pedido de la fiscal Virginia Rumbo.

El delito por el que se lo acusa fue caratulado como "producción de pornografía en concurso real con abuso sexual gravemente ultrajante".

Maddio fue detenido el 24 de marzo. El hombre sufrió una crisis nerviosa y protagonizó episodios suicidas, por lo que debió ser trasladado al hospital neuropsiquiátrico El Sauce.

SEGUÍ LEYENDO: