El acusado está demorado en la Comisaría 32
El acusado está demorado en la Comisaría 32

La mañana del lunes había iniciado con la habitual tranquilidad en la escuela primaria bilingüe Nº1380 Norberto Fontanarrosa de la ciudad de Rosario hasta que de pronto la normalidad se irrumpió por la llegada de la policía y la sorpresa y el alboroto acapararon el momento.

Los efectivos de seguridad se dirigieron hasta el establecimiento educativo, ubicado en la intersección del Pasaje 1816 y la avenida de Circunvalación del barrio Toba, por un llamado al 911 que denunció un hecho de acoso sexual. Del otro lado de la línea, una ayudante de cocina contó que el acusadoJ.V., el vicedirector del colegio, la había manoseado.

El arresto del directivo ocurrió mientras se dictaban clases. La perplejidad e indignación poco a poco se adueñaron de los testigos que no podían creen lo que veían. El docente fue trasladado y estuvo demorado en la Comisaría 32, que tiene jurisdicción sobre la escuela.

Este martes, la fiscal Nora Marull, de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, lo imputó por los delitos de "abuso simple en contexto de violencia de género y abuso de poder en el marco laboral".

En tanto que el juez interviniente, Pablo Pinto, le dictó la prisión preventiva morigerada en modalidad domiciliaria por el plazo de seis meses. J.V. usará tobillera electrónica y deberá someterse a controles "espontáneos y sorpresivos" de la policía. El magistrado también dispuso la prohibición de acercamiento hacia la víctima, informó el diario La Capital. Además, la Justicia le ordenó una caución real de 30 mil pesos.

J.V. tiene 44 años, trabajaba como docente de la institución desde hacía tres y fue ascendido al cargo del vicedirector recientemente.

Según consta en la denuncia efectuada por la asistente escolar, una joven de 26 años que hace tres meses se incorporó a la Nº1380, J.V. la acosó y manoseó en el comedor de la escuela.

El hecho se habría producido alrededor de las 7:15, antes del ingreso de los alumnos. Otras dos asistentes que estaban en el mismo sector alentaron a la víctima a realizar la denuncia.

En paralelo a la investigación judicial, desde el Ministerio de Educación de la provincia de Santa Fe comunicaron que a J.V. lo separaron provisoriamente de su cargo y le iniciaron un sumario para establecer responsabilidades, en el marco del protocolo para casos de violencia de género. La denunciante, por su parte, recibió asistencia y le otorgaron días de licencia.

La delegada de la Regional VI del Ministerio, Daiana Gallo Ambrosis, dijo a Infobae que de comprobarse la acusación, "se aplicaría una de las máximas sanciones que sería la exoneración".

"Ahora el inspector sumariante, un abogado de carrera del Ministerio, lleva adelante la investigación; luego va a Asuntos Jurídicos, a la Junta de Disciplina Docente para finalmente hacer una valoración al respecto y analizar una posible sanción que finalizará con la intervención de la ministra de Educación (Claudia Balagué) y del propio gobernador (Miguel Lifschitz)", amplió.

Gallo Ambrosis dijo también que al menos en los últimos tres años no hubo denuncias presentadas contra J.V.. Sin embargo, sí tienen conocimiento de denuncias anteriores por malos tratos contra él, que no prosperaron.

Mientras continúa la investigación, la actividad en la escuela no se interrumpirá. Desde la cartera de Educación explicaron que al tratarse de una situación entre adultos, no afecta la continuidad de las clases.

SEGUÍ LEYENDO: