Pablo Alberto Reyes, de 34 años, se encuentra desaparecido desde la madrugada del domingo, cuando abandonó su casa, donde permanecía con internación domiciliaria, debido a un ataque de estrés sufrido el viernes.

La familia hizo la denuncia en la comisaría 21 de la Ciudad de Buenos Aires e inició una búsqueda para dar el paradero de Reyes. La última vez que lo vieron vestía un pullover bordó, pantalón negro y zapatillas negras.

El día viernes, a las 15, Reyes tuvo una discusión telefónica con su padre, que vive en el exterior del país, lo que derivó en un pico de estrés agudo. Su hermana y su madre intentaron contenerlo pero al verse desbordadas por la situación decidieron irse del departamento, dejándolo encerrado en el domicilio.

"Al momento del brote mi hermano decía que una persona que se encontraba en la puerta del edificio quería atacarnos, el se violentó y no podíamos contenerlo. Es por eso que abandonamos la casa y lo dejamos encerrado" relató Soledad, hermana de Pablo a Infobae.

Su familia solicitó entonces a la obra social un psiquiatra y luego de 5 horas de espera, por medio de calmantes lograron tranquilizarlo. El médico que asistió a Pablo le diagnosticó internación domiciliaria con jornadas de 6 horas de asistencia profesional.

En la madrugada de ayer, mientras su madre dormía, Pablo rompió la reja del balcón de su departamento y escapó del domicilio que se encuentra en la calle Bulnes 1400, esquina Honduras. Hasta el momento su familia no logra comunicarse con él y se encuentra realizando una intensa búsqueda pegando carteles por las calles de Palermo y difundiendo una publicación en las redes sociales.

Si alguien ve a Pablo comunicarse al 1123397313 o 1556108629.