Comercios de Once y Flores: cómo es el sistema que evalúa el Gobierno porteño para la reapertura

Este tipo de actividad en los dos centros comerciales a cielo abierto estaba contemplada recién para la cuarta fase, de las seis etapas

El Gobierno porteño evalúa permitir la reapertura de más locales comerciales (Maximiliano Luna)
El Gobierno porteño evalúa permitir la reapertura de más locales comerciales (Maximiliano Luna)

En el marco de la continuidad de la cuarentena, pese a que en principio se mantendría la fase actual, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires evalúa permitir la reapertura de los comercios de la zona de Once y la avenida Avellaneda en Flores, que no fueron contemplados en la última flexibilización. Las habilitaciones serían por franjas horarias o según la finalización del CUIT, para evitar aglomeraciones.

Fuentes del Poder Ejecutivo porteño indicaron que la medida está en análisis y que “podría definirse esta semana” en una reunión prevista para el próximo jueves a las 9 de la mañana con la Federación de Comercios e Industria de la Ciudad de Buenos Aires (FECOBA). Ese mismo día por la tarde, el Jefe de Gobierno Horacio Rodríguez Larreta se reunirá con con el presidente Alberto Fernández y con el gobernador Axel Kicillof para ultimar detalles sobre la continuidad de la cuarentena a partir de la semana próxima (el domingo vence la actual fase).

Pese a las constantes pujas entre Ciudad y Provincia por flexibilizar o endurecer las medidas, para la próxima etapa ambas administraciones son conscientes de que no hay mucho margen de apertura ante el exponencial aumento de casos de coronavirus. Kicillof no se moverá de fase, mientras que en la Capital estudian permitir alguna que otra actividad que no genere circulación ni aglomeraciones.

En este contexto se contempla, según indicaron desde el gobierno porteño a la agencia Telam, la apertura de determinados centros comerciales que no fueron habilitados la semana pasada cuando el Gobierno porteño permitió la vuelta a la actividad de locales en avenidas comerciales de alta circulación de personas como Cabildo y Santa Fe. La molestia persiste en los comerciantes de Once, Flores, de los centros de trasbordo de Retiro y de Liniers, a quienes no se los habilitó.

Las habilitaciones serían por franjas horarias o según la finalización del CUIT, para evitar aglomeraciones.  (Maximiliano Luna)
Las habilitaciones serían por franjas horarias o según la finalización del CUIT, para evitar aglomeraciones. (Maximiliano Luna)

Es que de acuerdo al plan progresivo de apertura de la Ciudad, este tipo de actividad en los dos centros comerciales a cielo abierto que congregan a muchos clientes debido a que se pueden realizar compras de mercadería al por mayor, estaba contemplada recién para la cuarta fase, de las seis etapas; por lo cual no hay fecha precisa para que puedan volver a trabajar tras cinco meses de cuarentena.

Desde la publicación de este cronograma de aperturas, los vendedores que tienen sus locales sobre las avenidas Corrientes y Pueyrredón comenzaron a reclamar para ser incluidos en la nueva fase, y algunos de ellos incluso desafiaron la normativa y reabrieron al público.

A través de una resolución publicada en el Boletín Oficial, el Gobierno porteño habilitó a “las actividades comerciales minoristas” a trabajar “exclusivamente mediante la modalidad de entrega a domicilio”. Esta mañana, la zona amaneció con algunos locales cerrados, otros con las persianas bajas pero en los que se podía observar a trabajadores dentro y otros lugares directamente abiertos a la calle, con medidas de higiene establecidas. También regresaron los manteros que se disiparon ante la aparición de personal de las fuerzas de seguridad.

En este contexto, la administración de Larreta evalúa permitir a los comerciantes de la zona volver a abrir sus locales. Sin embargo, para evitar aglomeraciones, podrían abrir día por medio, ya que estaría supeditado al número de finalización del CUIT: número par, día par; número impar, día impar.

”Ya no se puede soportar más esta situación, hicimos un esfuerzo muy grande. Hay comerciantes que ya cerraron sus locales y yo no quiere que eso me pase, tengo empleados a cargo”, dijo esta tarde un hombre que tiene su negocio de venta de calzados sobre la avenida Corrientes, a metros de Pueyrredón; y agregó que “ya es hora de que nos dejen trabajar, cumplimos con todos los protocolos necesarios”.

El presidente de FECOBA, Fabián Castillo, dijo que la propuesta surgió de la Federación para permitir la reapertura de los negocios de Once y Flores de acuerdo al CUIT de cada comerciante; en tanto que también deslizó la posibilidad de tener en cuenta las franjas horarias en la que se congrega más gente, para evitar aglomeraciones.

Seguí leyendo:

Coronavirus en Argentina: con un tablero de control interactivo, el Gobierno seguirá en tiempo real la ocupación de camas de terapia intensiva en el país

Rodríguez Larreta se reunió con Alberto Fernández en Olivos para tratar de avanzar con su plan de flexibilización de la cuarentena

Cuándo se cobra el ATP de agosto: el calendario para percibir la ayuda con la que empresas pagan parte del salario de sus empleados

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos