Alberto Fernandez, el precandidato presidencial de Frente de Todos
Alberto Fernandez, el precandidato presidencial de Frente de Todos

El precandidato a presidente del espacio Frente de Todos, Alberto Fernández, volvió a destacar la resucitación económica como su única preocupación de cara a los próximos comicios y además afirmó que, en caso de ser elegido el próximo mandatario de los argentinos, negociará con el FMI para poder pagar la deuda con una estrategia propia.

El compañero de fórmula de Cristina Kirchner advirtió que, dado el presente, la Argentina no dispone de los dólares suficientes como para cubrir la deuda con el Fondo Monetario Internacional en los parámetros establecidos por el organismo internacional.

"Es imposible pensar en pagarle al Fondo si la Argentina no recupera la capacidad productiva y no empieza a generar dólares", afirmó el candidato presidencial, en declaraciones al programa "De haberlo sabido" de Radio Con Vos.

"El problema que tiene la Argentina respecto a la deuda es que no tiene los dólares para pagarla. La Argentina está en virtual estado de default, solamente oculto por la presencia del FMI, que ha venido amparando hasta el límite de la irresponsabilidad a Macri", agregó.

El ex jefe de Gabinete de Néstor Kirchner criticó con dureza todas las políticas económicas desarrolladas por Cambiemos durante los últimos tres años y medio en el poder y aseguró que la reactivación económica es el único camino para poder empezar a recuperar el bienestar de los argentinos.

Fernández aseguró que, en caso de convertirse en presidente, habrá que renegociar la deuda con el FMI
Fernández aseguró que, en caso de convertirse en presidente, habrá que renegociar la deuda con el FMI

"No podemos pensar en reconstruir la economía siguiendo las lógicas de Macri. Esto es como una pérdida de luz: Macri vino, apagó el circuito y apagó a la economía. Dejó de funcionar la economía. Hace tres años y medio que tenemos caídas de consumo, las reservas del Banco Central, evaporándose detrás de la especulación. Tenemos que llegar y volver a encender la economía, volver a ponerla en marcha. No hay otra opción. Eso tiene que ser la única prioridad y nuestra única preocupación: volver a hacer que las pymes vuelvan a abrir las puertas y vuelvan a dar trabajo", afirmó.

A su vez, Alberto Fernández volvió a aclarar que, en caso de asumir la presidencia, tendrá que analizar cada detalle del acuerdo entre el Mercosur y la Unión Europea para resolver el apoyo o el rechazo de la Argentina. En una primera impresión, consideró que ese acuerdo genera un perjuicio claro para el país, en pos de un beneficio de las potencias del Viejo Continente.

"Yo sé de lo que estoy hablando porque yo negocié en el año 2006 con la Unión Europea y el Mercosur y sé lo que nos exigían y sé lo que nos están dando. Entonces, lo único que están haciendo es precarizar la economía argentina, una vez más. Macri sueña con volver a ser como los años de 1920, una economía que sólo provea carnes y granos al mundo. Y no es lo que nosotros queremos, claramente no lo es", dijo.

Y completó: "Vamos a revisar el acuerdo con la Unión Europea. Debemos revisarlo. Nuestra única preocupación es que entendamos que lo que debemos priorizar es la producción argentina. Nada que atente contra la producción argentina puede tener cabida en el futuro. Eso no quiere decir aislarnos del mundo. Tampoco quiere decir ser parte de la ficción de ser parte del mundo cuando el mundo nos segrega. Porque Macri nos quiso hacer creer que él nos hacía entrar al mundo y fueron pasando los semestres en los que iba a llegar la luz. Se le acabaron los semestres a Macri. El mundo pregona las bondades de Macri pero ninguno viene a invertir un peso en la Argentina".

Alberto Fernández (Prensa Máximo Kirchner)
Alberto Fernández (Prensa Máximo Kirchner)

Asimismo, de cara a un futuro, Fernández advirtió que deberá analizar cuál serán las políticas económicas de cara al dólar del bolsillo de los ciudadanos. Por ende, criticó la estrategia del cepo, utilizada durante los gobiernos de Cristina Kirchner, así como el proceso de fuerte endeudamiento de la actual gestión.

"Lo que tenemos que hacer es que agudizar el ingenio. La realidad es que periódicamente la Argentina tiene ese agotamiento de dólares y las soluciones que se han dado no han sido las mejores. Cuando Cristina creyó encontrar la solución en el cepo, la realidad es que nos metió en un problema. Pero cuando Macri enfrentó ese problema, encontró una salida peor, que fue endeudarse (…) Una frenó las inversiones y la otra nos generó esta deuda espantosa que tenemos", aseguró.

SEGUÍ LEYENDO: