Roberto Lavagna es hoy candidato a presidente por Consenso Federal. En noviembre pasado, el ex ministro de Economía de Néstor Kirchner fue citado a declarar como testigo en el Caso Cuadernos, en el que se comprobó el pago de coimas por parte de empresarios de obra pública a ex funcionarios kirchneristas.

Cuando en 2005 fue invitado a dejar el gobierno por Kirchner, se habló acerca de los dichos de Lavagna en aquel entonces respecto de la cartelización de la obra pública vial. Uno de los desprendimientos del Caso Cuadernos terminó en un procesamiento de ex funcionarios –entre ellos la ex presidente Cristina Fernández de Kirchner- y decenas de empresarios. Los procesaron porque, según la investigación judicial, acordaron el manejo de las licitaciones de acuerdo a los deseos de los empresarios a cambio de un pago de coimas a los ex funcionarios.

El 21 de noviembre pasado Lavagna se presentó por la mañana en el cuarto piso de los tribunales de Comodoro Py y declaró como testigo ante el juez Claudio Bonadio y el fiscal Carlos Stornelli.

Aquella declaración pasó inadvertida. Esta semana, cuando Stornelli firmó el requerimiento de elevación a juicio de la primera parte del Caso Cuadernos, citó la declaración de Lavagna en la página 300 de las 678 que tiene el escrito. El fiscal hizo un listado con las 522 pruebas sumadas al expediente, las que le permitieron comprobar la existencia de una organización integrada por ex funcionarios públicos kirchneristas que recibieron coimas de los empresarios que se beneficiaron con negocios proveídos por el Estado.

El fiscal Carlos Stornelli
El fiscal Carlos Stornelli

En ese listado confeccionado por Stornelli, la prueba número 451 es la declaración testimonial de Lavagna. El fiscal la resumió de la siguiente manera:

  • “…cuando se desempeñaba como Ministro de Economía de la Nación, tomó conocimiento por parte de funcionarios del Banco Mundial que se sospechaba que existían prácticas de cartelización en el marco de la asignación de obra pública nacional; sobre todo en las obras relativas a la construcción de rutas
  • .
  • Dijo que, en consecuencia, ordenó la realización de un estudio detallado de la situación, el cual arrojó como resultado que, efectivamente, existían varios elementos que permitían sospechar que existían actividades ilícitas en la asignación de obra pública.
  • Agregó que, como consecuencia de ello, remitió dicho informe a la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia y que, en paralelo, al realizarse la reunión anual de la Cámara de la Construcción, incluyó en su discurso alusiones a dicha situación de gravedad.
  • Refirió que, unas semanas después de dicha reunión, el propio presidente Néstor Kirchner le informó que pretendía encargarse él personalmente de la gestión económica del país. En consecuencia, él optó por renunciar a su cargo.
  • “En cuanto al informe aludido, dijo que tenía entendido que había dado lugar a una denuncia penal pero que, supuestamente, había sido ‘cerrada’ en el 2008”.
Un fragmento de la declaración de Lavagna
Un fragmento de la declaración de Lavagna

La declaración de Lavagna también había sido glosada por el juez Bonadio cuando el 6 de junio pasado dictó los procesamientos en el expediente que se abrió por la cartelización de la obra pública. El juez hizo un listado de las pruebas del Caso Cuadernos que se utilizaron en la investigación de la cartelización de la obra pública vial.

La prueba 214 de las 231 que enumeró Bonadio es la declaración de Lavagna. En el procesamiento de ex funcionarios y decenas de empresarios por la cartelización de la obra pública, Bonadio citó los párrafos más importantes de la declaración del ex ministro de Economía.

Lavagna dijo que " …Una vez cerrada la restructuración de la deuda en el mes de marzo de 2005 y terminada de instrumentar en junio de ese año se retomó el tema que es objeto en esta causa y ordené una investigación sobre el tema de asignación de obra pública. Eso dio como resultado un informe detallado, con diversas planillas donde en principio, hay elementos que hacen pensar en cartelización de la obra pública, esto es arreglo entre las empresas. Con ese informe, los primeros días de agosto de 2005, le remito a uno de los secretarios de estado en el área técnica del cual dependía la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (Leonardo Macdur) el informe con la instrucción que con carácter urgente estudie el tema y haga lo que corresponde. Los casos de cartelización son objeto de estudio y eventualmente denuncia por parte de esa Comisión Nacional. Este organismo abrió inmediatamente el tema y en el mes de noviembre de 2005, cuando se hace la reunión anual de la Cámara de la Construcción, el Ministro de Economía es invitado a abrir la convención y en la exposición hago público que existe una presunción de cartelización, particularmente en el caso de rutas, y el tema está siendo estudiado por la Comisión de Defensa de la Competencia. En ese ámbito hubo un gran impacto por lo que se dijo. Dos o tres semanas después el Presidente me dijo que quería hacerse cargo del tema de la economía y dejé el cargo. Tengo entendido que el Banco Mundial hizo un informe sobre el tema tal como había hecho el Ministerio de Economía y habría tenido conclusiones parecidas, ya que tiene una oficina de ética que hace este tipo de investigaciones…"

En su declaración, que comenzó en la foja 13377 del cuerpo 66 del Caso Cuadernos, Lavagna también habló de otras cuestiones relacionadas con aquellos momentos políticos.
Lo cierto es que quien fuera ministro de Economía había hablado de la cartelización hace 14 años. Mucho antes de que explotara el Caso Cuadernos que terminó con empresarios y ex funcionarios confesando su participación en la cartelización de la obra pública.

Seguí leyendo: