Miguel Ángel Pichetto en su banca del Senado (Patricio Murphy)
Miguel Ángel Pichetto en su banca del Senado (Patricio Murphy)

Minutos después de que la Cámara Federal porteña ratificara el procesamiento con prisión preventiva contra Cristina Kirchner en la causa iniciada a raíz de los cuadernos de Oscar Centeno, el senador Miguel Ángel Pichetto insistió en que no acompañará el desafuero de la ex presidente, que ahora deberá enviar el juez Claudio Bonadio.

"No conozco el contenido de la sentencia pero me parece exagerada la ratificación del procesamiento con prisión preventiva. La pregunta es, ¿cuál es el riesgo respecto de la ex presidenta de fuga? ¿A dónde va a ir la ex presidenta? ¿Al África meridional? ¿Cuál es la posibilidad hoy, fuera del poder, con pruebas ya recolectadas en la etapa de instrucción, para que pueda entorpecer la investigación? La ex presidenta es senadora, tiene su domicilio, ha comparecido las veces que fue requerida, me parece un exceso, un disparate", aseguró el jefe del bloque del PJ en el Senado en el programa "Plato fuerte", de María Laura Santillán, en  Radio Nacional.

De esta manera, el PJ volvió a insistir con la denominada "doctrina Pichetto", que establece que para impulsar el desafuero de un legislador debe haber sentencia firme. Es decir que, al igual que los intentos vinculados a la causa por el memorándum con Irán, el pedido que envíe Bonadio a partir del fallo de este jueves de la la Sala I de la Cámara Federal, firmado por Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi, también naufragará.

Los jueces confirmaron los procesamientos de Cristina Kirchner, Julio De Vido y Roberto Baratta como líderes de una asociación ilícita que funcionó detrás de los negocios del Ministerio de Planificación.

La Cámara Federal confirmó el procesamiento de Cristina Kirchner (foto Patricio Murphy)
La Cámara Federal confirmó el procesamiento de Cristina Kirchner (foto Patricio Murphy)

Desde Cambiemos confiaron a este medio que esperarán a que el magistrado remita la resolución y procederán como en los anteriores intentos.

"Indudablemente que puede haber elementos que al juez y a la cámara los lleva a ratificar el procesamiento dictado por el doctor Bonadio. El marco de la norma es bastante específico. Es riesgo de fuga o entorpecimiento de la investigación. Son los dos supuestos que fija el código", siguió Pichetto. "Se puede ajustar más, se puede hacer. Precisar un poco más. Fijar quizás alguna estructura normativa más ligada a la limitación de la prisión preventiva, aún cuando todo el proceso penal argentino establece claramente la regla que la detención es la excepcionalidad", agregó.

Desde la coalición de gobierno, sin embargo, están más pendientes de la situación judicial de la diputada Aída Ayala, procesada por presunto lavado de dinero por la Justicia de Chaco.

La diputada de la UCR tiene audiencia el próximo miércoles en Casación, que deberá definir si aplica o no la prisión preventiva ratificada por la Cámara Federal chaqueña. En ese caso, desde Cambiemos no tendrán otra alternativa que avanzar con el desafuero de la legisladora.