Un hombre de 26 años fue detenido este miércoles tras la aparición de una bomba casera en la casa del juez Claudio Bonadio. Tras el episodio, la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal expresó su solidaridad con el magistrado y pidió "no tener miedo frente a estas cosas".

La mandataria resaltó que "ningún argentino y menos un juez que busca la verdad tiene que estar sometido a esto", tras lo cual dejó su "apoyo y solidaridad" para con el magistrado.

Durante una entrevista con Luis Novaresio en A24, dio por cerrado el tema con otro mensaje contundente: "No nos vamos a dar por vencidos ante ningún acto intimidatorio, nadie va a poder generar situaciones de violencia".

Si hay conflicto, es organizado y es generado por una minoría

En otro tramo de la conversación, Vidal respondió sobre otros temas de la actualidad. Debió admitir que "este año ha sido un año muy difícil para la gente y eso no se puede negar, hubo un aumento de la pobreza". De todos modos, planteó que el "desafío" de Cambiemos "es que ésta sea la última crisis".

Respecto al clima entre los integrantes de la "mesa chica" del Gobierno, la gobernadora aclaró: "Somos parte del mismo equipo, pero en roles distintos. En la Argentina estamos acostumbrados a que en un equipo aplauden todos, no marcan diferencias, y yo no soy eso". Para no dejar dudas, más adelante ejemplificó con un nombre concreto: "Celebro que no haya aplauso automático en Cambiemos, que haya una Lilita".

Respeto a los movimientos sociales como los de Juan Grabois, ellos no forman parte de la violencia

Tras una jornada con cuatro detenidos durante la sesión por la votación del Presupuesto 2019 en el Senado, y con el fantasma de un diciembre conflictivo, Vidal subrayó: "La inmensa mayoría de los argentinos quiere paz, no es verdad que la pobreza se asocia con violencia. Si hay conflicto, es organizado y es generado por una minoría". 

Luego puntualizó: "Hay un sector del kirchnerismo radicalizado que pretende el caos. Son grupos minoritarios pero tienen que quedar expuestos". También hizo una salvedad: "Respeto a los movimientos sociales como los de Juan Grabois, ellos no forman parte de la violencia".

Finalmente, ante la pregunta sobre las elecciones presidenciales y una eventual candidatura de Cristina Kirchner, opinó: "Seguramente hay mucha gente a la que le está costando mucho y tenía la expectativa muy alta, pero la mayoría no quiere volver a un gobierno que te miente, que te manipula, que usa al más vulnerable para hacer política y que dice hacer obras que no hace".