Mauricio Macri, en Gabinete ampliado: "El mayor problema de la Argentina es el núcleo del poder"

El Presidente dijo que el ciudadano de a pie entendió mejor la situación que vive el país que los integrantes del Círculo Rojo. Fue al cerrar un encuentro de funcionarios en el Centro Cultural Kirchner
Mauricio Macri, este martes en el Centro Cultural Kirchner (Fotos: Maximiliano Luna)

Para la reunión del Gabinete ampliado, Cambiemos convocó este martes a funcionarios y legisladores nacionales, de la provincia de Buenos Aires y de la Ciudad, lo que obligó a abrir la Sala Sinfónica "La ballena azul" del Centro Cultural Kirchner, que se llenó al tope con más de 600 invitados.

La vicepresidente Gabriela Michetti arrancó con las ponencias, quien citó al filántropo español Vicente Ferrer, considerado una de las personas más activas y eficientes en activar solidaridad y cooperación, para explicar: "Lo mejor que podemos hacer en el mundo es lo que nunca nos vamos a arrepentir de hacer". Y lanzó una idea realmente atractiva al postular que "la pobreza no se resuelve desde arriba, sino que se va a resolver desde abajo".

Luego fue el turno del ministro de Economía, Nicolás Dujovne, quien quiso mostrar que el tiempo transcurrido desde el 10 de diciembre de 2015 hasta acá no fue en vano, ya que "volvió la abundancia de gas, que nos permite exportarlo". En igual sentido, destacó la exportación de carne con valores que podrían ser excepcionales en pocos meses y, en general, una recuperación de la competitividad. También aseguró que "el mundo reconoce que la Argentina está dando una batalla crucial para salir de décadas de populismo e irresponsabilidad".

Después habló el ministro de la Producción y Trabajo, Dante Sica, quien en tono gracioso dijo: "Soy muy optimista, en mis proyecciones la caída del ascensor de la semana pasada fue un punto de inflexión".

Luego le tocó el turno a los líderes parlamentarios de Cambiemos, los radicales Luis Naidenoff (Senado) y Mario Negri (Diputados). "Nosotros somos la expresión de la transformación política de la Argentina, logramos existir con ejemplaridad en la administración pública y autoridad republicana", dijo el Senador.

Negri, por su lado, que al decir de quienes lo escucharon dio un discurso "superlativo", reconoció que "vienen tiempos difíciles, no hay que engañarse, hay que trabajar sobre la verdad, y cada uno de ustedes tiene que salir a comunicar estando convencidos de que lo que estamos haciendo es cambiar, transformar. Es algo difícil, porque venimos de la diversidad, pero fuimos capaz de juntarnos y de convivir con nosotros cuando nadie lo creía posible".

Y aseguró: "Nosotros tenemos que unir, no desunir, ustedes son militantes, la política no es vieja ni nueva, sino buena o mala. Ustedes son militantes de la política buena, en la adversidad, cuando no se arriman los que piensan que hay cosas para repartir, acá estamos nosotros para no frenar, para convencer, para que la Argentina cambie de una buena vez".

A Negri lo siguió el jefe de Gabinete, Marcos Peña, que pidió que no lo anoten más después de Negri porque arranca en clara desventaja. Luego, dijo que "tenemos la obligación de entender el mundo en el que estamos viviendo, entender que estamos viviendo en este momento más importante de transformación de la humanidad". Resaltó que "el rumbo que no podemos perder es el del cambio de verdad" y aseguró que "este rumbo goza de un fuerte apoyo de muchos argentinos que quieren que nos vaya bien". "No dudemos de ese apoyo", insistió.

El cierre estuvo a cargo de Mauricio Macri, quien recibió un fuerte aplauso y se conmovió con un video que resumió el discurso de 25 minutos del lunes de la semana pasada con imágenes de realizaciones del Gobierno. "Ya estoy demasiado sensible", se excusó. Y arrancó: "Lo que dije en ese discurso fue expresar con el corazón lo que he vivido durante los últimos meses, porque yo tomo esta responsabilidad que me dieron los argentinos con todo el sentimiento".

Luego de asegurar que con las medidas adoptadas desde el inicio de la gestión, en 2015, se evitó una severa crisis económica, Macri arengó a su tropa. "Somos la generación que lo va a lograr", exclamó.

El jefe de Estado reiteró sus críticas al círculo rojo, al decir que "el mayor problema de la Argentina es el del núcleo de poder" y lo diferenció del ciudadano de a pie, que "entendió antes y apoya mucho más".

Macri reconoció que es difícil mostrar avances en la gestión después de las turbulencias sufridas en los últimos tiempos. Pero una vez más, pidió: "Tenemos que hacerlo sin renunciar al cambio que nos propusimos".

El mandatario criticó además al populismo porque "niega la realidad". "En cambio nosotros somos diferentes, somos responsables, tratamos de adherirnos a los hechos para cambiar las cosas", sentenció.

Los funcionarios y legisladores consultados salieron muy conformes con la reunión realizada en el CCK y expresaron que existe una mayor comprensión del momento por el que está pasando la Argentina en general y el Gobierno en particular.

Stanley, en conferencia de prensa

La ministra Carolina Stanley explicó a la salida de la reunión de Gabinete ampliado que se realizó en el CCK que los más de cuatro millones de niños y niñas que reciben el beneficio de una Asignación Universal por Hijo (AUH) tendrán depositado durante este martes "el refuerzo extraordinario de 1200 pesos" -anunciado por el Ejecutivo en medio de la crisis-, sin necesidad de realizar ningún trámite, ya que está publicado el decreto en el Boletín Oficial.

Consultada por Infobae acerca de si tiene la misma información que transmitió Patricia Bullrich en relación a que los intentos de saqueos estuvieron motorizados por grupos vinculados al kirchnerismo, Stanley dijo: "Trabajamos a diario sobre este tema con la ministra de Seguridad y nos explicó que habían bajado bastante estos mensajes generadores de instigación a saqueos, por lo que me gustaría llevar un poco de tranquilidad en este sentido".

La titular de Desarrollo Social agregó que más que señalar con el dedo, prefiere apelar a la responsabilidad de todos. "La Argentina no necesita que nos señalemos con el dedo, sino que sepamos que, entre todos, tenemos que cuidar la democracia, a un Presidente elegido por el pueblo, porque el año que viene habrá elecciones donde cada uno podrá elegir el tipo de país en el que quiere vivir".

"Yo dialogo con todos los sectores, no importa la proveniencia partidaria, intendentes, gobernadores, ministros de desarrollo social de todas las provincias, movimientos y organizaciones, más que hablar de unos u otras prefiero apelar a la responsabilidad de todos porque nuestra obligación es cuidar a los argentinos que peor la están pasando en esta situación y son los que más se perjudican con los saqueos", aseguró.

Últimas noticias

Mas Noticias