La caída contra Independiente del Valle obligó al técnico a realizar variantes (DyN)
La caída contra Independiente del Valle obligó al técnico a realizar variantes (DyN)

La eliminación de Boca en la Copa Libertadores contra Independiente del Valle significó un quiebre sustancial en la era de Guillermo Barros Schelotto al frente del equipo. Las salidas de Agustín Orion y el Cata Díaz fueron los movimientos evidentes que se generaron, aunque algunos más intangibles también se desarrollaron en la estrategia de juego.

"Cambiamos un poco después de la derrota con Independiente. Elegimos elaborar más el juego, tener más la pelota, tener menos velocidad a la hora de atacar, retener más el juego. Por características de los jugadores también", reconoció el entrenador en diálogo con el programa Indirecto, que se emite por TyC Sports.

En relación al puesto que ocupa Carlos Tevez en el campo, explicó: "Quiero que juegue en la misma posición en la que lo hacía en 2003, donde tenía llegaba al gol".

El mercado de pases marcó los arribos de Walter Bou, Darío Benedetto, Santiago Vergini, Fernando Zuqui, Sebastián Pérez, Ricardo Centurión, Axel Werner, Nazareno Solís, Fernando Tobio y Wilmer Barrios. "Obviamente al traer un jugador va a tener mucho más el estilo que uno pregona y quiere. Ahora se debiera notar más nuestro estilo", afirmó el DT.

"Estoy conforme con el recambio. Le vamos a dar oportunidades a muchos juveniles también. Molina, Chicco, Cristaldo y, fundamentalmente, Bentancur", señaló en relación al mediocampista uruguayo que estuvo cerca de emigrar a Europa.

 

Precisamente la venta del futbolista se detuvo por expreso pedido de Guillermo: "Le di a entender que si jugaba y rendía lo que uno creía, lo iba a vender más caro. Nosotros apostamos por él".