Monos con escote haulter y detalles de plumas en el pantalón.
Monos con escote haulter y detalles de plumas en el pantalón.

Michael Kors. Inspiración retro
Los años '70 están de vuelta y el designer Michael Kors lo confirmó con su nueva colección presentada en Cipriani Wall Street, en el marco de la NYFW. Bolas de disco y luces convirtieron la pasarela en el mítico Studio 54.

La top model Gigi Hadid se encargó de abrir el show con un peinado voluminoso, falda estampada midi, chaqueta estilo dandy, sandalias con hebilla, medias y una boa de plumas, uno de los materiales fetiche de la época. Inspirado en aquella década y en íconos de la moda, la música y el cine, Michael Kors apostó por vestidos con flores largo midi, pantalones pata de elefante, mucho color y lamé súper brillante.

Se destacó la combinación de estampados, la superposición de prendas en muchos de los diseños y la presencia de grandes abrigos de pelo para el día o la noche. Y no faltó la mezcla de géneros como la cálida lana combinada con pantalones por debajo de la rodilla o vestidos con decoración floral para los días más soleados del otoño. ¿Los complementos? Grandes bolsos de piel, cinturones que se adaptaban a la silueta femenina, gorros y turbantes.

Como broche de oro, el show terminó con una presentación sorpresa de Barry Manilow, quien cantó su clásico Copacabana rodeado por las modelos. La prensa especializada dijo: "Fue la mejor colección de Michael Kors en varias temporadas".

Gigi Hadid abrió el desfile.
Gigi Hadid abrió el desfile.
Diseños de lamé con mangas amplias y turbantes.
Diseños de lamé con mangas amplias y turbantes.
Kaia Gerber con mix de texturas en abrigos + vestidos estampados y gorros.
Kaia Gerber con mix de texturas en abrigos + vestidos estampados y gorros.
Vestidos asimétricos con cut outs.
Vestidos asimétricos con cut outs.
Los maxiabrigos de pelo fueron protagonistas.
Los maxiabrigos de pelo fueron protagonistas.
Bella Hadid con un diseño total black con brillo y plumas.
Bella Hadid con un diseño total black con brillo y plumas.

Marc Jacobs. Retrospectiva
En temporadas anteriores el modisto norteamericano Marc Jacobs se inspiró en los '80 de Yves Saint Laurent o en los '50 de Balenciaga, pero para su nueva colección miró hacia su propio pasado.

El show fue una fantasía oscura que contó con una tenebrosa pasarela negra donde se vieron prendas con mucho volumen y modelos que desfilaron al ritmo de la tensa música que interpretaba en directo un cuarteto de instrumentos de cuerda. Se destacaron capas y abrigos de silueta cocoon en leopardo y estampado Príncipe de Gales.
Aparecieron vestidos de tul, estampados de flores y creaciones repletas de plumas.

Hubo creaciones de diferentes largos y escotes. Algunos súper cortos con los hombros descubiertos y medias de colores. Y otros de cuello cerrado y con mangas largas tipo farol.

Las plumas estuvieron presentes en diferentes prendas y también como complemento en el pelo. Aunque en lugar de ser pequeñas y ligeras eran largas y rígidas, y se alzaban partiendo de simples y oscuros gorros de lana.

El cierre del show estuvo a cargo de la exmodelo de los '90, Christy Turlington quien -casi a cara lavada- deslumbró con un vestido realizado totalmente en plumas.

Minivestidos voluminosos con plumas, hombros descubiertos y medias de color.
Minivestidos voluminosos con plumas, hombros descubiertos y medias de color.
Kaia Gerber con un outfit en blanco y negro.
Kaia Gerber con un outfit en blanco y negro.
Creaciones estampadas con cuello alto, mangas holgadas y frunces.
Creaciones estampadas con cuello alto, mangas holgadas y frunces.
Vestidos estampados con tapados y bufandas.
Vestidos estampados con tapados y bufandas.
Karlie Kloss con un abrigo cocoon y tocado de plumas.
Karlie Kloss con un abrigo cocoon y tocado de plumas.
En el cierre del show, la exmodelo de los ‘90, Christy Turlington.
En el cierre del show, la exmodelo de los ‘90, Christy Turlington.

Texto: Valeria Mariño. Fotos: Fotonoticias