Minivestidos plateados con mangas holgadas y plisados.

Minivestidos plateados con mangas holgadas y plisados.

Alberta Ferretti. Look cowboy

"Vivir en el presente mientras se inspira en el futuro", éste fue el lema que impuso la diseñadora italiana para su colección llamada "Futuro contemporáneo". En definitiva, un revival aggiornado ya que tomó referencias de los años 80′ y 90′.

Las cinturas altas, pantalones y cazadoras patchwork oversize fueron los ítems clave de la nueva colección otoño-invierno 2019/20 de la firma.

No faltaron suéteres con volados y cuellos altos.

No faltaron suéteres con volados y cuellos altos.

Una serie de total looks en blanco con inspiraciones militares, ecuestres y de estilo cowboy se sucedían uno tras otro para dar paso a conjuntos de pantalones con suéteres.

Guiño a los 80 a través de pantalones de tiro alto, suéteres con hombreras y guantes.

Guiño a los 80 a través de pantalones de tiro alto, suéteres con hombreras y guantes.

Las siluetas ochenteras con minivestidos en tejidos brillantes y largas chaquetas de cuero se mezclaban con vestidos de inspiración helénica que recurrieron a las lentejuelas para adornarlos. Además, volados, plisados y encajes dijeron presente en vestidos largos. ¿El touch? Los sombreros de ala ancha.

Pantalones, suéteres, gorros de ala ancha y maxitapados estilo ecuestre.

Pantalones, suéteres, gorros de ala ancha y maxitapados estilo ecuestre.

Bella Hadid fue la estrella del desfile.

Bella Hadid fue la estrella del desfile.

Max Mara. Color + oversize

El desfile comenzó con tres looks de diferentes colores: trajes sublimes de chaqueta y falda corta, polera a tono, un abrigo de mohair con algo de pelo y maxibotas de cocodrilo.

Tapados oversize y pantalones anchos se combinaron con riñoneras que parecían grandes bolsillos.

Tapados oversize y pantalones anchos se combinaron con riñoneras que parecían grandes bolsillos.

No faltó el animal print.

No faltó el animal print.

Las botas y el mix de estampados fueron protagonistas.

Las botas y el mix de estampados fueron protagonistas.

Le siguieron un sinfín de looks monocolor en la gama de los beige y luego estampados y la combinación de ellos. En concreto, corazones y estampados animales.

Kaia Gerber brilló sobre la pasarela.

Kaia Gerber brilló sobre la pasarela.

La pasarela estaba repleta de top models como Kaia Gerber, Bella Hadid, Joan Smalls e Irina Shayk, y Eva Herzigová como broche de oro.

Las siluetas oversize, los tapados y los bolsillos XXL fueron los ítems constantes de la propuesta. ¿Los complementos? Medias de colores y botas hasta las rodillas que se tiñeron de todos los colores.

Full color by Max Mara.

Full color by Max Mara.

Jil Sander. Minimalismo puro.

Luke y Lucie Meier, directores creativos de Jil Sander, apostaron por una mujer que busca la comodidad y funcionalidad en las prendas. La sastrería –ADN de Jil Sander– dijo presente a través de pantalones de corte fluido y abrigos cocoon.

Pantalones anchos y túnicas.

Pantalones anchos y túnicas.

Vestidos con escote cerrado y minicarteras.

Vestidos con escote cerrado y minicarteras.

Los escotes profundos en V, el satén y la pasamanería fueron el contrapunto femenino de una colección de líneas masculinas bien pensadas y elegantes. También hubo lugar para vestidos largos y túnicas. Los outfits se completaron con bolsos de diferentes tamaños, aros y make up con delineado marcado.

Pisaron fuerte los tapados oversize.

Pisaron fuerte los tapados oversize.

Rayas y grandes bolsos.

Rayas y grandes bolsos.

Mix de géneros y siluetas cocoon.

Mix de géneros y siluetas cocoon.

Texto: Valeria Mariño  (vmarino@atlantida.com.ar) Fotos Fotonoticias