Fraude al SOMU: dos interpretaciones de un mismo fallo

Por Fernando Morales

La reciente resolución de la sala 1 de la Cámara Federal respecto a la legitimidad de la intervención en el Sindicato Obreros Marítimos Unidos (SOMU), su obra social y algunas empresas relacionadas con el mismo ha sido interpretado como un "triunfo" tanto por el equipo que conduce la diputada nacional Gladys González -quien detenta el cargo de interventora en superposición con su función legislativa- como por distintos referentes sindicales que ven cercano el fin de la intervención, a la luz de lo expresado por los camaristas

Vale recordar que fueron los propios dirigentes desplazados junto a Omar Suárez, aunque no procesados por causa alguna, lo que plantearon a la alzada la improcedencia de la intervención. Ellos mismos explicaron oportunamente que había antecedentes de dirigentes gremiales procesados y hasta detenidos por maniobras irregulares, sin que ello hubiera afectado el funcionamiento de la entidad gremial a la que pertenecían.

Un ex directivo del SOMU, en dialogo con Infobae, fue enfático a la hora de separar las causas que llevaron al Dr. Canicoba Corral a procesar a Omar Suarez (por ahora el único procesamiento es por entorpecer las vías navegables) con una ya prolongada intervención a todo el sindicato, al decir de la mayoría de los marineros entrevistados, que está dejando sin sustento a muchas familias. "Acá se juzgó a generales sin intervenir al ejército. A empresarios sin cerrar sus empresas y hasta a un Vicepresidente de la Nación en ejercicio del cargo sin que ello hubiera significado clausurar el Congreso", razona.

En ese sentido, el fallo de los camaristas Eduardo Freiler y Jorge Ballesteros indica claramente que se deberá normalizar en el corto plazo el SOMU y, si bien no da una fecha cierta para el llamado a elecciones normalizadoras, constituye un claro límite al accionar de Canicoba tanto en el sindicato como en su obra social

El pasado 5 de julio, en la ciudad de Estrasburgo, se reunió la Federación Internacional de Trabajadores del Transporte (ITF, por sus sigles en inglés). La agenda, si bien era variada, incluía el análisis de la situación del SOMU. En los días previos al cónclave la intervención envió un desafortunado e-mail al director regional de la Federación para indicar que la Lic. González era la única representante legal de gremio. Pero el haber dirigido el envío a nombre de un ex director fallecido ya hace varios años y usar el término "compañeros" generó profundo rechazo en la comunidad gremial internacional. La dura respuesta llegó al despacho de la diputada interventora a las pocas horas con un claro mensaje que su presencia no sería grata en el encuentro gremial.

Suárez era uno de los sindicalistas preferidos por Cristina Kirchner (Télam)
Suárez era uno de los sindicalistas preferidos por Cristina Kirchner (Télam)

La ITF dispuso convocar al ex directivo del SOMU Leonel Abregú para que como simple afiliado al sindicato marítimo de un panorama de la realidad gremial de su entidad, sin ocuparse la ITF de la situación judicial de Suárez y el resto de los indagados por la justicia.

Como resultado de la cumbre gremial, se envió a la OIT (Organización Internacional del Trabajo) dependiente de la ONU, una queja contra la República Argentina por violación de los 87 y 98 de ese organismo internacional.

Al margen de los supuestos ilícitos cometidos por Suárez y sus colaboradores, lo cierto es que desde febrero la entidad gremial se encuentra paralizada. El SOMU ya no es representado en ningún organismo sindical nacional, no ha concurrido a paritarias, y los trabajadores argumentan que ni tan solo se les permite ingresar a las sedes gremiales. Incluso los que logran hacerlo no tienen interlocutores válidos para plantear los problemas laborales de los que normalmente se ocupa un sindicato

"Las nuevas disposiciones respecto a la bolsa de trabajo nos está dejando no solo sin el sustento sino además sin cobertura médica, ya que a los tres meses de no poder embarcar nos quitan la cobertura médica, algo que antes no ocurría". Un viejo contramaestre reporta el caso de una afiliada que perdió su embarazo por aparente falta de atención de la obra social

Juan Carlos Sdmith, el poderoso líder gremial candidato a suceder a Moyano en la CGT unificada, ha expresado reiteradamente la necesidad de normalizar el SOMU al margen de que se continúe investigando cualquier ilícito cometido. Los restantes gremialistas del sector sostienen que "la ausencia de la entidad gremial hasta en los actos sociales de la comunidad marítima es un claro indicio que, de prolongarse la intervención, se podría terminar matando a la institución que dicen haber venido a salvar".

Últimas Noticias