13 razones para empezar a correr

Año nuevo, rutina nueva. Mirá todo los beneficios del running

infobae-image

Para algunos el comienzo de año es un impulso de transformación. Una oportunidad para descartar o apartarse de lo negativo, modificar conductas, empezar cosas nuevas, concretar desafíos que se vienen postergando. Está claro que no hace falta esperar a enero para decidirse a un cambio: a cada segunda de nuestra vida existe la posibilidad de cambiarla para siempre. Porque todo está en la mente más que en el calendario, en decidirse realmente, en hacer ese “clic” sagrado. Pero muchas veces funciona eso de “año nueva vida nueva” y demás cuestiones por el estilo.

Dentro de los proyectos positivos para encarar, “correr” podría encajar a la perfección: para optimizar nuestra calidad de vida, elegir una actividad que no sólo beneficie al cuerpo, y trascienda lo deportivo, estético o saludable; es lo mejor. A diferencia de otras propuestas donde el foco suele estar en verse bien y quizás se pasen horas frente al espejo, corriendo no nos vemos, pero nos permite sentirnos, escucharnos, y conocernos como pocas cosas.

Parece una frase hecha o trillada, pero es la pura verdad: “Correr puede cambiar tu vida”. Van algunas razones.

Correr concientiza

infobae-image

Correr te hace conectarte profundamente con tu cuerpo, tu respiración, tu corazón, tus pensamientos. Puede resultar una perfecta meditación activa. Un tiempo valioso para estar sólo con vos. No es cosa fácil correr si uno nunca lo hizo. Dar infinidades de saltos sucesivos cargando todo el peso del cuerpo es un esfuerzo interesante si no se tiene suficiente fuerza y resistencia. Pero se puede empezar de a poco, alternando con caminatas y trotes cortos, y aumentar progresivamente los intervalos de trote o carrera en distancia e intensidad.

Correr libera

Pocas cosas dan la sensación de libertad que da correr. Sentirse por instantes avanzando en el aire es una experiencia digna de intentar si nunca lo hiciste. Porque hay una fase donde ambos pies a la vez abandonan el suelo (esto es justo lo que diferencia a correr de caminar). Además se liberan endorfinas y otras hormonas al correr. Y también bronca, tristeza, y mucho más.

Correr fortalece

infobae-image

Fortalece los músculos, las articulaciones, el corazón, los pulmones, la voluntad, la auto estima, por sólo citar algunas cosas.

Correr energiza

Aunque signifique un esfuerzo y costo energético importante, paradójicamente uno después de correr casi siempre se siente con más energía que antes de empezar. Y esto es producto de la tormenta que irrumpe en el organismo. Se segregan hormonas. Transpiramos y limpiamos la piel. Y también las ideas

Correr sociabiliza

El running es un excelente ámbito para conocer gente y hacer amigos a cualquier edad. Los eventos deportivos y los grupos de corredores propician relaciones sanas y estrechas.

Correr descansa

Correr puede que canse al cuerpo, pero descansa la mente. Y esto tiene un valor incalculable. Además, la actividad física a muchos los ayuda a dormir mejor.

Correr aclara y serena

Cuando tenemos un mal día y el enojo o la angustia parecen gobernarnos, una de las mejores cosas que podemos hacer, es correr. No resultará en magia para resolver nuestros problemas, pero podrá ayudar a encararlos de otra forma, ver las cosas de un modo más claro y amable. Si tenemos que tomar una decisión importante o afrontar una situación difícil, puede ayudar bastante hacerlo después de correr.

Correr afina

infobae-image

Correr significa un gasto energético importante y puede ser nuestro mejor aliado (junto a una dieta saludable) para bajar de peso cuando hay kilos de más. Además, iniciar una rutina de entrenamiento que motive; ordena y equilibra. Y da más ganas de alimentarse bien.

Correr inmuniza

El ejercicio eleva las defensas, fortalece como pocas cosas nuestro sistema inmunológico. Una de las mejores cosas que podemos hacer para alejar enfermedades (además de alimentarnos correctamente, descansar lo suficiente y evitar el estrés) es realizar un deporte o actividad física que nos guste e invite a practicarlo con regularidad y constancia. Porque acordate: lo que se hace por obligación, es más fácil de abandonar. Si elegís algo que disfrutes mucho y te motive, muy difícil lo puedas dejar.

Correr alegra

También por culpa de las endorfinas, el running es sinónimo de felicidad. Pero no es sólo eso. Poder apreciar y mesurar la superación personal tan fácilmente, vincularse con personas sanas, mejorar el aspecto y la salud, sin dudas provoca alegría.

Correr rejuvenece

Existe una edad cronológica y otra biológica. La primera es la que indica el dni, la segunda; tiene que ver con el estado de nuestro organismo en cuanto a maduración o envejecimiento. Está demostrado que correr retrasa el envejecimiento del organismo. Física y mentalmente.

Correr embellece

infobae-image

La mejora del físico y la salud, y el sentirse más alegre, indefectiblemente se proyectan en la apariencia. Y eso nos vuelve más atractivos e interesantes tanto para nosotros mismos como para los demás.

Correr desafía y proyecta

A cualquier edad se puede empezar a correr mientras se tengan ganas y salud. Y a cualquier edad se pueden notar mejoras trabajando a conciencia y con constancia. Hay personas de cuarenta, cincuenta, o sesenta años, e incluso más, que descubrieron el running de grandes sin ningún pasado deportivo y se enamoraron de la actividad. Ver que uno puede volverse más rápido, más ágil y más fuerte en un momento de la vida donde la lógica indicaría debilitarse, es realmente muy esperanzador y adictivo. Desafía a ir por más, a plantearse objetivos cada vez un poco más ambiciosos y sentir esa hermosa sensación de ganarnos al nosotros mismos de ayer. Sumar kilómetros o minutos, mejorar tiempos, participar de una carrera, pueden ser motivos que entusiasmen mucho para proyectar, soñar, y entrenar. Y cuando uno se entusiasma, sueña, proyecta, y no se queda quieto, está viviendo.

Por Carolina Rossi

Entrenadora Nacional de Atletismo, Running Team Leader FILA Argentina, y corredora

www.carolinarossi.com.ar / @carolinarossifilart