El sitio The Wrap reveló hoy que el estudio responsable de League of Legends, Riot Games, donó 1.5 millones de dólares para ayudar a combatir el avance del COVID-19, mejor conocido como coronavirus. El estudio donó 500 mil, mientras que los co-fundadores del mismo, Brandon Beck y Marc Merrill, aportaron otros 500 mil cada uno.

Estas donaciones irán a diferentes organismos actualmente ayudando a los contagiados y servicios de salud en distintas áreas. Según se informó, 400 mil dólares serán para Los Angeles Food Bank, mientras que otros 200 mil quedarán en manos del Fondo de Los Ángeles, llevado adelante por su alcalde y responsable de reducir los costos de salud, comidas para ancianos y otros factores determinantes en estos momentos. Según confirmó el mandatario de la ciudad estadounidense, Eric Garcetti, parte de las donaciones se destinarán a equipamiento para centros de salud, como barbijos para los profesionales, entre otros elementos.

Riot Games tiene su oficina central en la ciudad de Los Ángeles y la gran mayoría de sus eventos importantes los realiza allí mismo. Así como varias convenciones internacionales y torneos de esports se vieron obligados a cancelarse o suspenderse momentáneamente, Riot también tuvo que dejar para otro momento algunos de sus eventos más relevantes para la segunda mitad del año, cuando se cree que la situación mundial estará más normalizada.

Aunque League of Legends es su título más relevante y el que le permitió estar en la cima de las plataformas de streaming y el mundo de los esports, este año confirmó que está trabajando en gran cantidad de títulos nuevos para distintas plataformas. Algunos de ellos serán parte del universo de LoL, mientras que otros serán propiedades completamente nuevas que buscarán su lugar en otros géneros.

El más destacado de estos nuevos videojuegos es Valorant, el nuevo shooter multijugador que parece tomar elementos de dos grandes del género, Counter Strike y Overwatch. Semana a semana, el estudio está revelando cuáles serán los personajes del nuevo título y cuáles serán sus habilidades principales en las batallas 5 vs 5 que propone. El ganador de cada partida será el mejor de 24 rondas. De estas, 12 serán en el rol de ataque y las restantes, en el de defensa, algo que podría darle una buena dinámica al juego. El objetivo del título pasa por detonar una bomba en alguna parte del mapa o desactivarla, si es que toca ser del equipo de defensa.

Con la trayectoria de Riot, se espera que Valorant pise fuerte en el mundo de los esports, que siempre está dispuesto a darle la bienvenida a un nuevo shooter en primera persona.

League of Legends: Teamfight Tactics es un spin-off de la franquicia que se lanzó originalmente en 2019 a través del cliente de League of Legends, pero que el pasado 19 de marzo debutó en dispositivos móviles para llegar a una audiencia más grande y ajustar sus controles a la plataforma.

Como no todo es competencia para Riot Games, también está preparando otros videojuegos donde la historia será el elemento principal y se podrán experimentar de manera offline. Uno de ellos es Ruined King, que será un juego de rol de batallas por turnos. En el único trailer que mostraron se puede apreciar a un campeón que podría ser Thresh de League of Legends, aunque el protagonista no está confirmado. Lo que sí se sabe es que los escenarios serán las regiones ficticias de Aguas Estancadas e Isla de las Sombras. La compañía encargada de desarrollar este título será Airship Syndicate, que ya lanzó Darksiders: Genesis, un juego RPG de acción, en diferentes plataformas entre 2019 y 2020.