Desde Infobae Gaming veníamos anticipando que tanto DOOM Eternal como Animal Crossing: New Horizons eran dos de los videojuegos más esperados de 2020. Las ventas de ambos títulos finalmente lo demuestran y en el caso de DOOM, la nueva entrega de la franquicia rompió un récord histórico para la propiedad.

DOOM Eternal se quedó con el récord de ventas en el primer fin de semana, generando dos veces la cantidad de DOOM, su antecesor lanzado en 2016. Las cifras fueron compartidas por el estudio Bethesda Softworks, que también reveló que tuvo más de 100 mil jugadores en el periodo de dos días. La entrega anterior tuvo un máximo de poco más de 44 mil.

Por el lado de las críticas, la gran mayoría le dio puntajes excelentes y casi todas confirmaron que trae un salto de calidad y una renovación de la fórmula respecto del juego anterior. Pueden leer la review de Infobae Gaming aquí.

La esperada secuela del DOOM que se lanzó en 2016 y revitalizó la franquicia como nunca llegó finalmente el pasado 20 de marzo a PC, PlayStation 4, Google Stadia y Xbox One, con una posterior versión para Nintendo Switch en los planes. DOOM Eternal retoma conceptos y mecánicas de su predecesor para invitar a los jugadores a ir por todo e intentar exceder los niveles de violencia para obtener las mejores recompensas posibles durante los sanguinarios combates.

Para mantener fresca la experiencia, los desarrolladores de id Software se encargaron de incluir el doble de diseños de enemigos que mostró la entrega anterior, con algunos inspirados en personajes vistos en entregas anteriores de la franquicia.

La música combinada con la acción, el diseño de niveles y las armas logran una experiencia ideal para los fans de la saga, que esperan la nueva entrega desde hace tiempo. El shooter publicado por Bethesda encabezaba las listas de lo más esperado de 2020 para gran parte de la comunidad gracias a lo que fue la entrega anterior.

Una de las novedades de DOOM Eternal suma una nueva mecánica de juego. Los distintos demonios a los que se enfrente el protagonista se irán deteriorando y destruyendo a medida que se les inflija daño, algo que no sólo suma visualmente, sino que también invita a probar distintas estrategias con el arsenal de armas a disposición para obtener los mejores resultados.

También se incorporaró un nuevo sistema de vidas que permitirá que Doom Slayer reaparezca en el mismo lugar donde murió, siempre y cuando tenga vidas extra. Los jugadores deberán recolectar cascos verdes en los distintos mapas para acumular vidas y no tener que volver al último punto de guardado para continuar su camino.

El componente multijugador también está presente y fue uno de los factores fundamentales de su primer fin de semana de actividad, como no podía ser de otra manera. La gran novedad de DOOM Eternal en este aspecto es el modo Invasión, donde distintos jugadores pueden unirse a la campaña de otro y enfrentarse a él controlando a distintos demonios. Es una opción que se podrá activar o desactivar según los deseos de cada usuario, pero que propone una interesante experiencia con desafíos muy distintos a los de la campaña normal.

Parte de estas novedades se deben a que DOOM Eternal es el primer videojuego desarrollado con el motor id Tech 7, que presenta diez veces más detalle geométrico y una mayor fidelidad de texturas, comparado a su predecesor. Al tratarse de un motor nuevo, se espera que se incluyan importantes actualizaciones algunos meses después del lanzamiento del título para explotar al máximo las capacidades de la nueva tecnología con herramientas como ray tracing, entre otras.