Fotos: la casa donde Ricardo Barreda mató a su familia, por dentro

Las puertas del domicilio se abrieron la semana pasada, cuando la Suprema Corte de la Provincia de Buenos Aires permitió que el odontólogo ingrese al lugar donde hace 26 años cometió el cuádruple homicidio
En 1992, Ricardo Barreda asesinó a su esposa, su suegra y sus dos hijas
El domicilio en La Plata está ubicado en la calle 48, entre 11 y 12
El odontólogo fue condenado a prisión perpetua y obtuvo la libertad condicional en diciembre de 2015
Desde entonces, vivió en la casa de un amigo, estuvo internado en un hospital de Pilar y fue de un lado a otro buscando un geriátrico donde dormir
Ricardo Barreda la pasada semana regresó a la vieja casona acompañado por un equipo de técnicos que están produciendo un documental sobre la masacre. Recibieron autorización de la Suprema Corte de la Provincia
El regreso de Barreda, hoy de 82 años, causó revuelo entre los vecinos. Tanto, que algunos dieron aviso a la Policía al ver el movimiento que se registraba en la casa. Temían que se tratara de alguna intromisión
El odontólogo estuvo por varias horas junto con el director del documental, tres técnicos de filmación, un funcionario de la Secretaría de Seguridad de la Corte bonaerense y cuatro policías de la comisaría primera
Desde que ocurrió el cuádruple crimen, la casona permaneció prácticamente inhabitada
La vivienda presenta hoy un fuerte deterioro y está en medio de una disputa judicial por la sucesión y un proceso de expropiación
Existe una iniciativa para establecerla como un centro dedicado a la prevención de violencia de género
Por ese motivo, el equipo de técnicos tenía prohibido producir algún tipo de alteración
En esta propiedad, Barreda mató con una escopeta a su esposa, Gladys McDonald (57 años), a su suegra, Elena Arreche (86), y a sus dos hijas, Cecilia (26) y Adriana (24)
El día que mató a las mujeres de su familia, Barreda fue al cementerio “a hablar” con sus padres, visitó el zoológico (“ver elefantes y jirafas me relajaba”), se encerró con su amante en un hotel alojamiento y luego la invitó a comer pizza
A las pocas horas se entregó a la Policía, después de que su coartada fuera derribada. “Unos tipos entraron a robar mientras yo estaba cazando”, había dicho
“Conchita, el hombre que no amaba a las mujeres”, del periodista Rodolfo Palacios, revela cómo era Barreda en la intimidad

Seguí leyendo

Últimas noticias

Mas Noticias