Se abrió la convocatoria para buscar al mejor maestro del mundo: lo premiarán con un millón de dólares

Martín Salvetti, el finalista argentino de la última edición del Global Teacher Prize (Foto: Santiago Saferstein)
Martín Salvetti, el finalista argentino de la última edición del Global Teacher Prize (Foto: Santiago Saferstein)

Peter Tabichi, premiado con un millón de dólares al ser proclamado ganador del Global Teacher Prize 2019 de Fundación Varkey, alentó a los maestros de la Argentina a postularse al premio 2020. El jueves pasado se abrieron las nominaciones y las solicitudes de la nueva edición del premio, que también convoca a padres y alumnos a presentar al maestro más inspirador

El docente de matemática y física de Pwani Village, Nakuru, Kenia expresó: "Todos los días mis alumnos se enfrentan a tremendos desafíos. Muchos son huérfanos que han crecido en la pobreza, otros vienen a la escuela con sus panzas vacías, sus vidas se vuelven aún más difíciles por los estragos de la sequía y el cambio climático. Pero con una buena educación, podrán tener esperanza sobre el futuro y obtener las herramientas necesarias para enfrentar sus verdaderos desafíos".

Muchos docentes argentinos quedaron seleccionados al Global Teacher Prize desde su lanzamiento en 2015. María Cristina Gómez, docente de Historia, Formación Ética, Ciudadanía y Sociología en la Escuela N°572 El Ceibo y Santa Margarita N° 8185 Rosario, Santa Fe; y Martin Salvetti, Jefe de Área de Automotores y responsable de Formación Profesional para Adultos en la EEST N°5 "2 de Abril", de Temperley en la edición 2019 del premio.

En otras ediciones fueron seleccionados Germán Alberto Soto, profesor de dibujo técnico de la Escuela Técnica Fray Luis Beltrán y Silvana Andrea Carnicero Sanguinetti, profesora de inglés y especialista en entornos de aprendizaje virtual de la Escuela Técnica N.º 33 de Buenos Aires, ambos seleccionados para la edición del premio 2018.

Silvana Corso, docente de Historia en el E.E.M. N.° 1 D.E.14 "Federico García Lorca" de Buenos Aires, fue seleccionada para la edición del 2017. Otros dos docentes de Buenos Aires, Graciana Mabel Goicoechandia, maestra de la Escuela Dante Alighieri de Las Flores e Inés Bulacio, maestra del Hospital Ricardo Gutiérrez, también quedaron seleccionados para la edición de 2016.

Las nominaciones y postulaciones abrieron el jueves pasado. Las nominaciones y postulaciones se pueden realizar aquí www.globalteacherprize.org. La fecha de cierre para postular será el domingo 22 de septiembre del 2019.

El premio está abierto a todos los docentes que actualmente estén activos en la enseñanza a niños en edad escolar obligatoria, o que tienen entre 4 y 18 años. Los docentes que enseñan a tiempo parcial -al menos 10 horas semanales frente a alumnos- también son elegibles, como quienes imparten cursos en línea. Los docentes deben contemplar permanecer en ejercicio los próximos cinco años. La postulación al premio es accesible para docentes que trabajan en todo tipo de escuelas y está sujeto a las leyes locales de cualquier país del mundo.

Si un maestro es nominado, la persona que lo esté nominando deberá escribir una breve nota en línea contando el motivo. A continuación, se le enviará un correo electrónico al maestro que está siendo nominado para informárselo e invitarlo a postularse al premio. Las postulaciones pueden completarse en inglés, mandarín, árabe, francés, español, portugués y ruso.

Los requisitos que debe cumplir el maestro

El Comité del Premio eligió a los 10 candidatos finalistas entre los 50 docentes seleccionados de la lista. A continuación, la Academia del Global Teacher Prize elegirá al ganador de entre estos 10 finalistas. El Comité del Premio y la Academia buscan evidencias que demuestren que los candidatos al Global Teacher Prize de Fundación Varkey cumplen con los siguientes criterios:

-Que empleen prácticas de enseñanza eficaces, que puedan replicarse y ampliarse, para influir en la calidad de la educación a nivel global.

-Que empleen prácticas educativas innovadoras que aborden los desafíos específicos de la escuela, la comunidad o el país, y que tales prácticas hayan demostrado ser eficaces para abordar esos desafíos de una manera nueva.

-Que hayan obtenido resultados de aprendizaje demostrables en el aula.

-Que ejerzan un impacto en la comunidad que trascienda el aula, proporcionando modelos de excelencia únicos y diferenciados para la profesión docente y otras profesiones.

-Que ayuden a los niños a ser ciudadanos globales a través de una educación basada en valores que los prepare para un mundo en el que podrían vivir, trabajar y relacionarse con personas de muchas nacionalidades, culturas y religiones distintas.

-Que mejoren la profesión docente al elevar la calidad educativa, compartir las mejores prácticas y ayudar a los colegas a superar los desafíos que puedan afrontar en sus escuelas.

-Reconocimiento del docente por parte de gobiernos, organizaciones docentes nacionales, directores de escuelas, colegas, miembros de la comunidad o alumnos.