El PLIE se implementa en Mendoza, Jujuy, Corrientes y Salta
El PLIE se implementa en Mendoza, Jujuy, Corrientes y Salta

En el sistema educativo argentino, la antigüedad vale más que la innovación, que los resultados o el impacto. Con el correr de los años, algunos buenos docentes tienden a abandonar el aula para convertirse en directores. La búsqueda suele ser un mayor salario. Sucede que la gran mayoría no recibe capacitación específica de conducción. Son maestros que aprenden a conducir una institución "a la fuerza". De hecho, según una encuesta, en los últimos tres años, el 74% no recibió cursos de liderazgo.

En Mendoza, Jujuy, Corrientes y Salta toma impulso el Programa de Liderazgo e Innovación Educativa (PLIE), que promueve la Fundación Varkey en cooperación con el ministerio de Educación nacional y los provinciales. A exactos dos años de su punto de partida, pasaron 3.740 directivos y docentes pertenecientes a 1.974 escuelas.

La semana pasada, el Banco Mundial y la Organización de Estados Iberoamericanos eligió al PLIE como una de las trece experiencias educativas más innovadoras América Latina y el Caribe entre un total de 109 postuladas. A principios de año, a su vez, Andrés Alonso, profesor de Harvard, lo tomó como un caso de estudio para la prestigiosa Escuela de Educación.

3.740 directivos y docentes pasaron por el programa
3.740 directivos y docentes pasaron por el programa

El curso dura seis semanas y es intensivo. Tanto que los participantes dejan sus escuelas durante ese período. Cada semana corresponde a un módulo: liderazgo para el desarrollo organizacional, gestión de la integración tecnológica, mejora del proceso de enseñanza y aprendizaje, desarrollo de maestros líderes, relaciones en la comunidad educativa, creatividad e innovación curricular.

A la mañana cursan y a la tarde delinean el proyecto que implementarán una vez que regresen a la escuela. El programa no termina después de ese mes y medio, sino que se extiende durante un año más. En cada provincia hay un equipo de seguimiento que fiscaliza y orienta los avances de cada proyecto.

"Es un curso muy intensivo, pero también muy útil. Estamos en contacto con directores de escuelas muy distintas: primarias, secundarias, de adultos, urbanas, rurales. Son realidades muy distintas, pero en el debate vemos que hay problemáticas que se cruzan y genera una dinámica enriquecedora. Sobre todo nos ayudan con el aprovechamiento de la tecnología en el aula", coinciden los directores mendocinos en una visita de Infobae.

Casi todos, el 98% de los participantes, trabaja en escuelas públicas. El método de selección varía en cada provincia, pero la postulación surge de los propios directivos. El fin último, aseguran, es que las escuelas reflejen mejoras en los resultados de Aprender, que un liderazgo más eficiente se vea primero en metodologías innovadoras de los docentes y, por último, en los aprendizajes de los alumnos.

En la Universidad de Champagnat, el centro donde se dicta el curso en Mendoza, se dieron a conocer los primeros resultados de seguimiento. "Los resultados nos sorprendieron incluso a nosotros mismos. Están por encima de lo que esperábamos", destacó Agustín Porres, director de la Fundación Varkey en Argentina.

Según la encuesta realizada, el 96% de los docentes PLIE manifestó haber notado cambios en su escuela después de la experiencia de los directores. Incluso el 74% observó cambios "notorios" o "parciales". En tanto, el 64% dice haber participado "mucho" o "bastante" de la implementación del proyecto de innovación. Los proyectos son muy variados: desde tutorías a los alumnos que más lo necesitan, pasando por talleres de radio, canto y artesanías o espacios de reflexión, hasta reformas edilicias.

"El impacto del programa es a partir del día siguiente de que termina. Nuestra teoría es que un director que implementa un proyecto con resultados positivos genera un efecto multiplicador. Es importante porque, en la mayoría de los casos, los directores asumen sin tener formación específica de liderazgo. Había una necesidad en el sistema", remarcó Porres.

A la encuesta le sumaron un relevamiento para cruzar datos entre docentes de escuelas que habían pasado por el programa y escuelas que no. Entre ambos, notaron una diferencia favorable de 12 puntos porcentuales sobre la afirmación: "El director actúa buscando lo mejor para su equipo". La misma relación se encontró con otra frase: "La institución educativa se esfuerza por realizar proyectos para integrar a la comunidad".

Seguí leyendo: