El diario ABC graficó la tensión que atraviesan las empresas españolas en la Argentina en medio de las turbulencias financieras, la crisis económica y la incertidumbre electoral que transita la Argentina.

No es para menos. España es el segundo país con mayor cantidad de inversiones extranjeras en la Argentina, con 13.169 millones de dólares, detrás de los Estados Unidos (17 mil millones), según cálculos del Banco Central.  Se destacan compañías orientadas a los servicios financieros e inmobiliarios y las prestadoras de servicios públicos.

BBVA es uno de los ejemplos de las empresas más expuestas a la volatilidad. Sus títulos cayeron el lunes posterior a las primarias 41,17 por ciento. La  Argentina representa el 5,3% de sus ingresos, de acuerdo a estimaciones que se han ido modificando a lo largo del año por el impacto de la inflación.

Otro caso similar es el del Banco Santander, también con el 5% de sus ingresos vinculado a su actividad en la Argentina. Es una de las entidades con mayor volumen de créditos otorgados (6 mil millones de euros entre enero y junio de 2019). El beneficio ordinario para el mismo período fue de 73 millones de euros.

La elevada inflación y la fuerte devaluación del peso durante los últimos meses golpearon los resultados de otras compañías españolas. Tal es el caso de Telefónica, cuya exposición se estima en el 4,7% y que, en Argentina, obtuvo ingresos de 2.315 millones de euros en 2018, un 26,2% menos que el año anterior.

Solo el año pasado, por el efecto de la hiperinflación, aseguraron desde la multinacional española que sufrieron un impacto de 317 millones de euros sobre la facturación. "Durante los últimos meses ya se ha planteado una desinversión en el país con el objetivo de continuar reduciendo deuda y el riesgo divisa", explicó el analista Joaquín Robles.

Telefónica es la empresa más importante de telecomunicaciones en España
Telefónica es la empresa más importante de telecomunicaciones en España

Entre las compañías que miran con preocupación el movimiento de los mercados argentinos se encuentra la cadena de supermercados DIA, que tiene en el país 979 locales y emplea a 4.500 personas. Argentina representa el 13% de sus ingresos, que también se han visto impactados por el fuerte incremento de los precios al margen de la compleja situación de esta compañía. Este combo le representó merma de las ventas netas de 94,3 millones de euros hasta los 971 millones durante 2018, un 30,3% menos incluyendo la depreciación del peso argentino.

Por su parte, la española Codere – del sector del juego- tiene en el país su segundo mercado. Como le ha sucedido a otras firmas, los ingresos operativos se han visto impactados por la fuerte devaluación del peso durante el año pasado: 174,7 millones de euros, un 30% menos respecto a 2017 dejando esta cifra a nivel global en 1.476,4 millones, un 9,9% menos. También es relevante la posición de compañías como Mapfre que ofrece en el país seguros de hogar y coche, así como de otras firmas como Naturgy, Indra, ACS, Acciona, Elecnor e Inditex.

Desde diciembre de 2015, cuando asumió Mauricio Macri como Presidente, 21 empresas españolas comprometieron inversiones por 5576 millones de dólares. Las apuestas más fuertes fueron realizadas por Telefónica de Argentina (2400 millones de dólares), Banco Santander (1932 millones),  Gas Natural Fenosa (450 millones), Dia (290 millones) y Cementos Avellaneda (219 millones).