Argentina menos vulnerable: ayudó la caída del dólar en el mundo y ahora resta saber si el Central comprará o no

En un contexto más estable, el resultado de la licitación de Letes del martes es importante porque dará señales sobre un futuro menos inmediato

El dólar al público se mantuvo en $38,40
El dólar al público se mantuvo en $38,40

El dólar tocó el piso inferior de la banda y subió levemente sin la intervención del Banco Central. El riesgo país continuó en caída y hasta hubo un tímido recorte de las tasas de interés. Las noticias que vinieron del mercado fueron lo suficientemente positivas como para celebrar en el Gobierno.

Y por si les faltaran motivos, allí estaban las encuestas donde Mauricio Macri mejoró sus números y una incipiente calma de la crisis del mundo porque se aleja la posibilidad de que suban las tasas en Estados Unidos y están encaminadas las conversaciones para que la guerra comercial con China comience a cerrarse antes de la convención de Davos, Suiza, que comienza el 22 de enero.

El dólar queda a $10 de la banda superior. Los exportadores reclaman por el atraso cambiario, pero las encuestas muestran a la gente contenta con el dólar bajo

Las noticias derribaron al dólar en el mundo y en la Argentina donde la divisa en el mercado mayorista toco el piso de $37,28, que era la orden de largada para el Banco Central. A ese precio podía comprarle al mercado USD 50 millones, pero no hizo falta, porque enseguida rebotó a $37,305. A las 11:30 había alcanzado su cotización más alta de $30,45 y después entró en un tobogán por falta de compradores. El precio al que cerró el lunes, es igual al valor que tendrá el piso inferior de la banda de $37,30 el martes. No hay que olvidar que esta banda de flotación se ajusta diariamente a un promedio de 2% mensual.

Resta saber si esta vez el Banco Central saldrá a comprar. Anunció que adquiriría hasta USD 50 millones diarios.

Con este precio, el dólar queda a $10 de la banda superior. Los exportadores reclaman por el atraso cambiario, pero las encuestas muestran a la gente contenta con el dólar bajo y al Gobierno se le hace menos cruenta la caída del salario real.

De todas maneras, habrá que ver si durará la anestesia cuando a fines de enero comiencen los aumentos de transporte y a llegar a los domicilios las nuevas facturas de gas, agua y electricidad. Sin contar la suba de medicina prepaga y otros servicios, incluidos el cable. Es cierto que desde marzo regirán cláusulas gatillo y se discutirán aumentos salariales. Todo vale para llegar a las elecciones presidenciales y salir de la "cárcel" que provocan las tasas, el dólar y la inflación.

Banco Central (NA)
Banco Central (NA)

En bancos y casas de cambio, el dólar al público se mantuvo en $38,40 y en la plaza marginal el "blue", casi sin operaciones, perdió 50 centavos y cerró a $39,50.

Con este escenario, el Banco Central llegó con tranquilidad a la licitación diaria de Letras de Lilquidez (Leliq) donde colocó $193.244 millones a una tasa promedio de 58,96% con un máximo de 59,30%. No solo quitó $15 mil millones de circulación, sino que la tasa de corte la redujo en 0,15 puntos pero la promedio cayó 0,32 puntos. La baja diaria va en línea con la idea de recortarla a 57% a fin de enero.

El Banco Central encuentra menos resistencia para bajar la tasa porque el dólar no tiene demanda y la inflación si bien está cediendo, va a tener un rebote por el alza de las tarifas. La calma externa tiene parte del mérito. La baja del dólar en el mundo hizo subir el precio de la soja que ya está en USD 335 por tonelada. A fines de diciembre cotizaba a 310. También aumentó el petróleo, lo que le permitirá reducir subsidios en Vaca Muerta. Además, bajó el precio del Bono del Tesoro norteamericano que fue otro elemento que ayudó a que caiga el riesgo país de la Argentina y esté a punto de perforar el piso de 700 puntos para encaminarse al buscado nivel de 600 puntos que solucionarían parte de la incertidumbre de los pagos de la deuda en 2020.

Por eso para el Banco Central la caída del dólar va más allá de las encuestas electorales. La suba del peso fue otro ingrediente fundamental para la reducción del riesgo país porque los bonos en dólares bajaron menos que el billete.

El Banco Central encuentra menos resistencia para bajar la tasa porque el dólar no tiene demanda y la inflación si bien está cediendo, va a tener un rebote por el alza de las tarifas. La calma externa tiene parte del mérito

Por caso, el Bonar 2024, el título en dólares de referencia, perdió 0,82%, pero el Bonar 2020 subió 0,44% contra una caída de más de 2% del dólar en las últimas ruedas. El Bonar 2019, el más buscado de los títulos bajó su tasas de retorno a 2,97% a pesar de que en abril al vencimiento paga capital e intereses por 6,25% anual. En el otro extremo, el Discount en dólares con ley argentina que rendía 14,5% ahora tiene un retorno de 12,60%

Esto explica que el riesgo país haya perdido 2,05% y esté en 716 puntos básicos. La caída del dólar en el mundo -perdió 0,50% frente a las principales monedas- y en Brasil y México, ayudó a la fortaleza del peso. La suspensión de la suba de tasas en Estados Unidos fortaleció a los bonos emergentes porque volvieron los compradores del exterior a Latinoamérica y algunos centavos derraman en la Argentina ante un mejor panorama electoral, aunque saben que todo es efímero.

La suspensión de la suba de tasas en Estados Unidos fortaleció a los bonos emergentes porque volvieron los compradores del exterior a Latinoamérica y algunos centavos derraman en la Argentina

Las reservas subieron USD 21 millones a 65.737 millones por la suba del euro y del oro que dejaron ganancias por USD 106 millones. Los pagos al exterior fueron de tan solo 3 millones a Brasil para compensar operaciones de comercio exterior.

Donde sigue la euforia es en la Bolsa que lleva acumuladas ganancias de casi 25% en dólares en trece ruedas de alzas consecutivas. Cabe recordar que el año pasado, los inversores perdieron 50% y para recuperarse de esa caída, este año la Bolsa debería subir 100% en dólares.

Fuente: Rava
Fuente: Rava

El índice Merval subió 2,19% pero a 35 minutos del cierre había tocado un máximo de 2,96%. A partir de allí hubo toma de ganancias. El monto de negocios aumentó 75% comparado con las ruedas previas a este rally de trece aumentos consecutivos. Se operaron $ 834 millones y los papeles más beneficiados fueron los de los bancos y empresas de energía. Macro aumentó 7,63% y Transportadora Gas del Norte, 5,42%.

En Wall Street los ADR's de las empresas argentinas subieron a excepción de Banco Supervielle (-0,22%) y Telecom Argentina (-1,58%). Entre estos certificados de tenencia de acciones lo sobresaliente pasó por Banco Macro (+6,88%), MercadoLibre (+4,32%) y Banco Francés (+3,12%).

El Gobierno se quitó una presión de encima, la que llegaba del exterior. No es un mérito propio, pero ayuda a que su política monetaria sea menos vulnerable y se fortalezca en las encuestas. El mercado lo entiende así. Por eso sigue volcándose a los títulos en pesos.

Seguí leyendo:

Últimas Noticias

Dónde colocar los pesos que escapan a la caída de los bonos del Tesoro ajustables por CER

La estrategia de invertir en títulos indexados y fondos comunes que operan con ellos pasó a ser de riesgo. Cuáles son los refugios que recomiendan los asesores

¿Hay demasiadas billeteras electrónicas en Argentina?: algunas se reconvierten para crecer y otras van a desaparecer

Hay más de 30 apps financieras pero pocas son rentables. Las dificultades para llegar al punto de equilibrio. El impactante anuncio sobre Ank, en la que Itaú Unibanco dejará de invertir

Bomba de pesos: la deuda del Banco Central devengará intereses por $4 billones al cabo de un año

El stock de Leliq, Pases y Nobac alcanzó un récord de más de $6 billones. Solo por la renovación de los vencimientos y suba de tasas el monto crecerá más de 66% anual. Objetivos y derivaciones

Nuevas metas con el FMI: el Gobierno podrá gastar $ 308.000 millones más y se redujo la exigencia de acumulación de reservas

La revisión que hizo el directorio habilitó un recálculo de objetivos intermedios. El tope de déficit fiscal pasó de $566.000 a $874.000 mil millones, mientras que el acopio de divisas en el Banco Central será 700 millones de dólares más bajo que en el acuerdo original

Empieza la semana más complicada desde que asumió el gobierno: el mercado no quiere bonos en pesos ni en dólares

El equipo económico, ahora con la participación de Daniel Scioli, se verá forzado a estrechar el cepo para cuidar las reservas del Banco Central
MAS NOTICIAS